Más que pescado: los 20 mejores restaurantes del Mar de Galilea

Haaretz se dirigió al norte hacia el lago Kinneret y regresó con deliciosas recomendaciones.

Por Gil Gutkin


Un plato de mariscos a la parrilla en Aleta.
Foto: Anatoli Michaelo

Uno de nuestros muchos objetivos en Haaretz es disipar el mito de que Israel no tiene vida culinaria más allá de Tel Aviv. Esta vez, estamos revisando el área alrededor del lago Kinneret (también conocido como el Mar de Galilea) en el norte. Cuenta con algunos de los mejores restaurantes del país, que merecen una visita no solo en temporada alta.

Aleta

¿La ubicación lo es todo? Probablemente, a juzgar por Aleta, que disfruta de unas vistas espectaculares gracias a su ubicación privilegiada junto a la playa. Se especializa, como era de esperar, en pescado y mariscos.


Sashimi ahumado y coctel en Aleta. Foto
: Anatoli Michaelo


Hora del postre en Aleta.
Foto: Anatoli Michaelo

¿Qué hay en el menú? Este establecimiento de alta cocina ofrece interesantes y originales platos de pescado elaborados con ingredientes de alta calidad. Incluso los postres son increíblemente elegantes, lo que convierte a Aleta en una de las pocas opciones en el área para una experiencia gastronómica verdaderamente festiva.

No te lo pierdas: la pesca del día determina gran parte del menú, por lo que siempre vale la pena preguntar por las ofertas especiales. No dejes de probar los tortellini de camarón, que son una delicia particularmente delicada.

Aleta, Playa Shaldag, Cruce Moshav Kinneret


Kibutz Haon, a orillas del mar de Galilea.
Foto: Gil Eliahu

1910

Entre las casas de piedra del kibutz Degania Alef se encuentra 1910, uno de los restaurantes más populares de la zona – un lugar cuyo espectacular entorno costero te hace sentir un poco como un turista extranjero. Llamado así por el año en que se fundó el kibutz, este es un restaurante que tiene un atractivo lo suficientemente fuerte como para atraer clientes de más allá de su comunidad.

¿Qué hay en el menú? Ofertas italianas y mediterráneas, que incluyen pizza, pasta, risotto y ñoquis, pero también platos de carne y pescado – y una buena selección de opciones vegetarianas que van más allá de los acompañamientos y las ensaladas.

No te pierdas: Las pizzas son extremadamente populares, por una buena razón. Si no está de humor para lo italiano, elige los excelentes gyros, hechos en un horno de tabún.

Restaurante 1910, Kibutz Degania Alef


El comedor del Restaurante 1910, Degania A.
Foto: Rami Shllush


Hippos (Sussita), una ciudad antigua y sitio arqueológico con vistas al Mar de Galilea.
Foto: Gil Eliyahu

Shirat Habasar

Como pronto verás, no hay escasez de restaurantes de carne en el área. Pero Shirat Habasar es especial. Solo abre tres noches a la semana, de miércoles a viernes, para cambiar las comidas de «concepto». Los propietarios Shira y Elad Kornfein viven y aman la carne, y sirven a carnívoros serios. Los vegetarianos deben ir a otro lugar.

¿Qué hay en el menú? Los viernes, el menú se centra en sánduches masivos que atraen a jóvenes de toda la zona. Las carnes ahumadas también merecen ser mencionadas.

No te pierdas: El menú es de precio fijo. Controla tu ritmo: algunos de los mejores platos se sirven hacia el final de la comida.

Shirat Habasar, Kvutzat Kinneret


Una entrada verde en Rutenberg, Kibutz Gesher.
Foto: Gil Gutkin

Rutenberg

Rutenberg es probablemente el principal practicante israelí del movimiento de la granja a la mesa. El edificio en el que se encuentra, de casi 100 años, y la vista de la frontera jordana y más allá, merecen una visita por sí mismos.


Un plato principal de carnes en Rutenberg, Kibutz Gesher.
Foto: Gil Gutkin

¿Qué hay en el menú? Un menú de degustación que es una celebración de los ingredientes locales – comenzando por los productos, muchos de los cuales provienen de la huerta – e incluyendo carnes y quesos. El menú es muy estacional e incluye una cuidada carta de vinos. En el almuerzo se sirve una versión más ligera del menú degustación. El bar de vinos contiguo sirve vino fino por copa y aperitivos.

No te pierdas: El menú de degustación cambia con frecuencia y no ofrece opciones. Te aconsejo que te entregues a la experiencia y te abras a nuevos sabores.

Rutenberg, Viejo Gesher, Kibutz Gesher


Pizza de papas cocinada al fuego en Fresca Pizzeria.
Foto: Gil Gutkin

Fresca Pizzeria Napoletana

¿Qué podemos decir de Fresca Pizzeria Napoletana que no se haya dicho ya? Una de las primeras pizzas napolitanas en Israel todavía encabeza nuestra lista de las pizzas más sabrosas del país, por lo que es una parada obligada en cualquier viaje.

¿Qué hay en el menú? Pizzas, algunos postres geniales – y eso es todo. El menú es limitado pero muy completo, y es difícil equivocarse con cualquier opción. Aun así, nuestro corazón siempre está reservado para la clásica Margarita y la pizza con papas quemadas, crema fresca y ralladura de limón, que no te puedes perder. Las pizzas, que se hornean en menos de un minuto en un enorme horno de tabún caliente, son una obra maestra de masa deliciosa y aireada. Se sirven con una combinación de ingredientes clásicos o un poco más originales, que siempre nos hacen felices con nuestro pedido. Además, deja espacio para el postre, especialmente si el pastelero del lugar, Chen Avraham, decide experimentar durante tu visita.


Una clásica Margarita de Fresca Pizzeria.
Foto: Gil Gutkin

Fresca Pizzeria Napoletana, Kibutz Masada

Magdalena

Magdalena está ubicado en un centro comercial, pero no dejes que eso te desanime. Vale la pena viajar a este restaurante desde lejos, ya que es uno de los establecimientos más especiales del norte – y quizás incluso de Israel. Esto se debe en parte a las espectaculares vistas del monte Arbel y sus alrededores, pero principalmente a la exquisita comida. El menú del chef Zozo Hanna presenta la cocina árabe en todo su esplendor. De una manera verdaderamente cautivadora, celebra la tradición culinaria en la que creció y la actualiza para los tiempos modernos.


Shanklish Labneh en Magdalena, cruce de Migdal.
Foto: Gil Eliahu

¿Qué hay en el menú? Aquí encontrarás versiones de primer nivel de todos los platos árabes clásicos, comenzando con makdous (berenjena curada en aceite) y kibbeh nayyeh (basado en carne de cordero picada cruda), pasando por shish barak o albóndigas de tabulé (las versiones del chef, por supuesto), y terminar con cuello de cordero relleno o shish tawook (brochetas de pollo). Para aquellos que están un poco intimidados por la variedad, recomendamos el menú de degustación, que incluye todos los grandes éxitos de Magdalena. Comer aquí no es barato, pero es un verdadero placer y vale la pena.

No te lo pierdas: si te lo puedes permitir, opta por el menú de degustación. De lo contrario, pregunta si hay ensaladas de temporada que no están en el menú. Me gusta centrarme más en los aperitivos que en los platos principales; generalmente son un poco más interesantes.

Magdalena, Migdal

Tanureen

Zozo Hanna dirige otro restaurante cercano, Tanureen, que es más antiguo y más pequeño que Magdalena. Cuando decimos “pequeño”, nos referimos al menú y al precio, porque el restaurante en sí no es pequeño. Los platos árabes que se sirven en el gran espacio del comedor vienen en un estilo más simple y «casero» que pueden ser menos sofisticados que Magdalena pero siguen siendo excelentes.


Platos frescos en Tanureen.
Foto: Gil Gutkin

¿Qué hay en el menú? Muchas ensaladas son llevadas rápidamente a la mesa cuando te sientas. La variedad es impresionante, en estilo y sabor. Además, la calidad de los ingredientes es notable. Aquí no hay ensaladas hechas comercialmente, ningún plato sacado de una lata. Todo es especial, sabroso e interesante tanto a la vista como al paladar. Los platos principales son de cocina tradicional árabe, y son abundantes y muy asequibles.

No te pierdas: Las pitas quemadas con salsa de ajo que vienen con los piqueos son una adicción que te debes a ti mismo. Además, no te pierdas el shish barak, que no es nada lujoso pero sí increíblemente delicioso.

Tanureen, Migdal

Angus

Cuando se trata de carne, la marca Angus es bien conocida en Israel, y por una buena razón. Este restaurante, de propiedad y operado por la familia Dabbah (pero principalmente Fadi Dabbah), es el lugar principal para los productos cárnicos de la familia y la distribución a nivel nacional. Fadi se queda con los cortes más selectos para el restaurante, por lo que puedes estar seguro de la alta calidad de todos los platos.

¿Qué hay en el menú? Carne, por supuesto. Aquí puedes encontrar todas las opciones clásicas, pero también algunas menos conocidas. También puedes disfrutar de cortes americanos. Todo el menú se trata de carne – pero no solo de bistec. También se ofrecen hamburguesas y muchos otros platos de carne.

Agnus, Migdal (cerca de Magdalena)


Gente bañándose en el Mar de Galilea.
Foto: Gil Eliyahu

Moshbutz

Desde Migdal, nos dirigimos al norte hacia los Altos del Golán. Ramot, un moshav cerca de la orilla este del lago Kinneret, es el hogar de Moshbutz, una institución culinaria que ha pasado por muchas encarnaciones a lo largo de los años. Sin embargo, no es solo un restaurante de carnes con una vista espectacular de Galilea o el Golán: Moshbutz logra superar ese encasillamiento simplista. Ahora se lo considera un excelente restaurante, no del tipo que etiquetas simplemente como «no está mal» entre tus opciones del norte. El chef Erez Regev es responsable de los ingredientes locales cuidadosamente seleccionados y es uno de los líderes del movimiento local de la granja a la mesa. Puedes estar seguro de que todas las verduras que se sirven aquí se cultivaron en la granja local y el pan se horneó en la panadería local.


Moshbutz, una institución culinaria que ha pasado por muchas encarnaciones a lo largo de los años.
Foto: Rotem Maimon

¿Qué hay en el menú? La carta se centra en platos de carne y cortes grandes, pero también puedes encontrar platos clásicos de bistró como paté de hígado, berenjena asada sobre tahini, carpacho y rosbif, raviolis de queso o ragú de ternera con pappardelle. Más allá de eso, la hamburguesa es maravillosa y es fácilmente una de las mejores del país.

No te pierdas: siempre es una buena idea preguntar qué cortes de carne vacuna madura están disponibles. Si eres un auténtico carnívoro, la cacerola del cazador (para dos) contiene todo lo que necesitas.

Moshbutz, Moshav Ramot

Tzel Tamar

Entre la innovadora Rutenberg y la italiana Fresca Pizzeria Napoletana, este es uno de los establecimientos más antiguos y confiables de la zona. Sigue siendo popular entre las familias, así como entre los residentes locales que buscan un buen lugar para comer.


Un postre en Tzel Tamar.
Foto: Gil Eliahu

¿Qué hay en el menú? Todos pueden encontrar algo en el menú ecléctico, comenzando con platos de carne, pescado y mariscos, además de panadería hecha en el tabún como pizza o focaccia y, por supuesto, desayunos. Puedes sentarte afuera o refugiarte adentro con el aire acondicionado.

No te lo pierdas: las pizzas que salen del horno tabún aquí son particularmente deliciosas. Además, casi siempre hay ofertas especiales por las que vale la pena preguntar, como un plato de pasta con carne desmenuzada.


Un plato de carne de Tzel Tamar.
Foto: Gil Eliahu

Tzel Tamar, Kibutz Ashdot Yaakov Ihud

On the River

Esta es otra excelente ubicación – posiblemente la única que rivaliza con Aleta (que pertenece a los mismos propietarios). Si no te molesta el calor, te recomendamos que te sientes en el balcón que se encuentra en lo alto de Yardenit (también conocido como el sitio bautismal de Yardenit), con vista a una hermosa curva en el río Jordán. On the River es un encantador bistró que combina un restaurante familiar y un lugar más serio. Cuando cae la noche, se convierte más en un lugar de reunión, con un menú de bebidas diverso y un ambiente más sexy. Visita temprano en el día para una comida completa o ligera y las impresionantes vistas.

¿Qué hay en el menú? Una mezcla estándar de italiano y mediterráneo que se puede encontrar en muchos restaurantes de la zona. Los amantes de la pita y la pasta encontrarán lo que buscan, pero también los carnívoros. Los amantes del pescado y el marisco tampoco se sentirán desatendidos.

No te pierdas: Sorprendentemente dada la ubicación, las hamburguesas son el elemento destacado en el menú. Y si no hace demasiado calor, no te saltes los ñoquis de castaña.

En el río, Complejo Jordano, Kinneret

Mulan Patisserie

Ubicada en Givat Yoav, con una vista increíble del lago Kinneret, esta pequeña pastelería sirve desayunos y mezes. Sin embargo, se especializa en repostería dulce y salada que es muy divertida de disfrutar junto con la vista y la brisa de la montaña – incluso en los días más calurosos del verano – que brinda su ubicación elevada.

¿Qué hay en el menú? El chef/chef pastelero Yael Sharabi ofrece una deliciosa selección de pasteles, tortas, tartas, galletas y más. El único dilema es qué pedir y qué dejar para otro momento.

No te pierdas: Realmente no importa lo que decidas pedir, pero no te saltes el plato de postre con maravillosos quesos, salsas caseras y las galletas saladas más sabrosas.

Mulan Patisserie, pueblo mongol de Bai Gali, Givat Yoav

Marinado

Marinado es el primer nombre que se viene a la mente cada vez que surge el tema de los restaurantes de carne en el norte de Israel. Puedes cenar aquí o puedes comprar carne para una comida al aire libre, junto con todo lo que puedas necesitar – desde salsas hasta carbón y alcohol.

¿Qué hay en el menú? El restaurante también es una carnicería con un menú para carnívoros. Enormes cortes de carne, filetes añejos, cordero, salchichas caseras y más. Este es un paraíso para los amantes de la carne dirigido por personas que cuidan el ganado vacuno y ovino, asegurándose de que tengan carne de la más alta calidad.

Marinado, Kibutz Ein Gev


El restaurante del chef Haim Tibi está ubicado entre el lago Kinneret y Vered Hagalil.
Foto: Rami Shllush

Tibi’s

El restaurante del chef Haim Tibi está ubicado entre el lago Kinneret y Vered Hagalil. El restaurante tiene un diseño rústico y aunque se centra en platos de carne, también ofrece mucho más.

¿Qué hay en el menú? Los amantes del bistec y otros cortes menos populares, como la molleja de ternera, se sentirán como en casa aquí, pero también hay opciones sabrosas sin carne, como la pasta casera. La creatividad de Tibi es claramente visible en el menú, creando una experiencia gastronómica más exclusiva que en otros restaurantes de carne en el área.

Tibi’s, casa de huéspedes Vered Hagalil


Un plato de kabab en Saba Haviv.
Foto: Gil Eliahu

Saba Haviv

Este pequeño restaurante se encuentra en el corazón de un barrio residencial de Tiberíades y es la versión actual del restaurante Ilan’s Kebab, una leyenda local.

¿Qué hay en el menú? El menú se basa en kebabs y otras brochetas que se pueden pedir en una pita o servir en un plato. Básicamente, es un restaurante de brochetas, pero que mantiene altos estándares en todo el menú, ya sea carne sobresaliente o deliciosas ensaladas frescas. Si lo deseas, puedes llamarlo un pincho elegante – y lo decimos como un cumplido.

Saba Haviv, barrio de Gimel, Tiberíades


El restaurante Ein Gev Fish.
Foto: Hagai Frid

Restaurante Ein Gev Fish

El tipo de lugar que podrías imaginar si pensaras en un restaurante de pescado en el lago Kinneret, con su diseño simple y sensato y un menú coronado por pescado de San Pedro – también conocido como tilapia, el orgullo del Kinneret. El restaurante de pescado Ein Gev no es un lugar al que vengas para una comida de celebración o una ocasión especial. Aquí es donde vienes para disfrutar de un excelente pescado local sin complicaciones.

¿Qué hay en el menú? Puedes encontrar otros pescados aquí, por supuesto, pero el de San Pedro es de lo que se trata. El restaurante prepara el pescado frito, a la plancha o salteado. La carta también incluye platos de carne y verduras para los que no son amantes del pescado, con la misma sencillez y platos que gustan a todos.

Restaurante de pescado Ein Gev, puerto de Ein Gev


The Edge of the River.
Foto: Yaron Kaminsky

The Edge of the River

Hanna abrió otro restaurante, aunque luego se fue. Pero lo que dejó atrás es lo que más nos gusta de este restaurante – su simplicidad, un bien sorprendentemente raro cuando se trata de restaurantes en el norte. Venga por la sencilla y sabrosa comida árabe local. Nadie te hará sentir incómodo si vienes solo para disfrutar de un tazón de humus con pita recién hecho en el restaurante.


La playa en Ginosar.
Foto: Moshe Gilad

¿Qué hay en el menú? Todos los favoritos de la cocina árabe, pero vale la pena centrarse en los elementos más especiales del menú, como las hojas de parra rellenas, las albóndigas de carne shish barak, las excelentes tartas de fatayer y el plato de arroz y lentejas mujaddara que viene repleto de cebollas fritas. Con cinco tipos de kebab, con diferentes especias y sabores y guarniciones especiales, los amantes del kebab se sentirán en el cielo. La comida aquí es simple, sabrosa y hogareña, y también tiene un precio decente.

The Edge of the River, Ginosar

Avi’s Restaurant

Otro restaurante de brochetas tiberianas que es muy popular entre los lugareños y que ha disfrutado de fieles seguidores durante años.


Avi’s Restaurant en Tiberíades
. Foto: Yaron Kaminsky

¿Qué hay en el menú? Aquí encontrará todos los favoritos, desde pollo sin hueso hasta kebabs y mollejas de ternera, así como platos de pescado a la parrilla. No vengas aquí si buscas sorpresas: Avi’s Restaurant es un lugar para venir si quieres un lugar con excelentes brochetas, papas fritas recién cortadas y ensaladas que siempre están sabrosas.

Avi’s Restaurant, 1 Calle Kishon, Tiberíades

Zuza Patisserie

Las pastelerías francesas han estado surgiendo en todo el país en los últimos años, y el lago Kinneret no ha escapado a la tendencia. Zuza es la más reciente pastelería de máxima calidad en abrir en el norte.

¿Qué hay en el menú? Ubicado en medio de un colorido jardín, todos los pasteles que puedas imaginar están en el menú aquí – desde croissants bañados en mantequilla hasta pastelería en capas rellenos de crema y fruta fresca, así como quiches y sánduches pequeños. Todo está recién hecho en el local. Pase por el postre o llévese algunos para el camino.

Zuza Patisserie, Kinneret

Abu Salah

El restaurante Skewer Abu Salah es un como volver al pasado, incluida su ubicación en una estación de servicio a pocos minutos en automóvil del lago Kinneret en Amiad. Las grandes mesas sugieren un restaurante familiar donde vienes a “llenarte la barriga”. Pero en realidad, la comida aquí no está nada mal. Los fines de semana el lugar se llena, el servicio es rápido y eficiente, y cientos de familias comen y se divierten. Si está buscando un pincho para una parada rápida, Abu Salah definitivamente sería una buena opción.

¿Qué hay en el meno? Carne a la parrilla en brochetas, por supuesto. Se servirán montones de ensaladas en tu mesa, pero puedes seleccionar las que quieras para que no te inunden de ensaladas que no le gustan a nadie. Los platos fuertes son las brochetas y las carnes a la parrilla, junto con platos clásicos de la cocina árabe como el musakhan (pollo asado con zumaque y cebolla colorada) y el tabeh – pollo primaveral relleno de arroz y piñones, que es una de las especialidades del restaurante.

Abu Salah, gasolinera Paz, Amiad

 

Traducción: Consulado General H. de Israel en Guayaquil
Fuente: Haaretz
https://www.haaretz.com/food/2022-09-22/ty-article-magazine/.premium/more-than-fish-sea-of-galilees-top-20-restaurants/00000183-6564-dce0-a3ff-f5ee98490000