Israel permitirá que los palestinos LGBT a los que se les concedió asilo temporal trabajen

Los grupos de derechos se han quejado durante mucho tiempo de las restricciones impuestas a quienes huyen de la violencia; unos 90 palestinos LGBT han recibido permisos temporales para buscar refugio en Israel.

Por Aaron Boxerman

Gente marchando en el Desfile del Orgullo Gay anual en Jerusalén, el 2 de junio de 2022. (Yonatan Sindel/Flash90)

A los palestinos LGBT que huyen de la persecución en Cisjordania se les permitirá trabajar en el país, poniendo fin a años en los que se les permitía residir en Israel, pero nada más, dijo el gobierno israelí al Tribunal Superior el domingo por la noche.

Las restricciones colocaron a los palestinos LGBT en una situación muy precaria, lo que llevó a muchos a trabajar ilegalmente en condiciones de explotación o a la prostitución.

“No tenían acceso al trabajo, a la atención médica, a los servicios de bienestar. Entonces, lo que veíamos con el tiempo es que su situación se deterioraba. Estas son personas que ya llegan aquí traumatizadas, después de haber sido atacadas y perseguidas”, dijo Naama Sabato, trabajadora social del grupo de derechos Agudah.

El cambio en la política surgió luego de una petición conjunta de varios grupos de derechos, incluidos Médicos por los Derechos Humanos – Israel, la organización sin fines de lucro de derechos de los refugiados HIAS y Agudah.

Aunque los palestinos LGBT se han vuelto más abiertos en los últimos años, los derechos de los homosexuales siguen siendo controvertidos en la sociedad palestina conservadora y religiosa. Los palestinos que se declaran homosexuales pueden enfrentar el rechazo o el abuso social – o, en el peor de los casos, el peligro de muerte.

Un palestino gay de Cisjordania que testificó ante el parlamento el lunes describió cómo su familia había tratado de matarlo después de enterarse de su orientación sexual.

“Solo quiero vivir una vida normal, pero no puedo hacerlo sin atención médica, una cuenta bancaria o un documento de identidad oficial”, dijo el palestino, que pidió el anonimato.

Israel proporciona algunos permisos de residencia temporal para los palestinos que huyen de la persecución en Cisjordania. Históricamente, la mayoría de los pases han ido a palestinos que trabajaron con los servicios de seguridad israelíes. Estos son elegibles para la residencia permanente en Israel.

Las autoridades israelíes todavía ven la presencia de palestinos LGBT en el país como algo provisional “para encontrar una solución permanente en [Cisjordania] o en otro país”, dijeron los abogados estatales al tribunal.

Alrededor de 90 palestinos LGBT viven actualmente en Israel con permisos a corto plazo que deben renovarse cada dos meses, según el Ministerio de Bienestar. La mayoría eventualmente deja Israel por países dispuestos a acogerlos como refugiados, como Canadá y Australia, pero el proceso puede llevar años.

Los palestinos LGBT, que mientras tanto no podían trabajar, eran particularmente propensos a ser explotados por la industria del sexo, dijo Osnat Hitron, funcionario del Grupo de Trabajo de Trata de Personas y Prostitución.

“El cambio recientemente anunciado en la política del gobierno debido a este llamado es un paso importante para permitir que estas personas vivan con una dignidad básica en Israel mientras buscan asilo en un tercer país, y ya no se verán obligadas a vender sus cuerpos para sobrevivir” dijo Hitron

La legisladora laborista Ibtisam Mara’ana pidió a las autoridades israelíes que proporcionen visas de largo plazo para quienes huyen de la persecución, en lugar de visas de corto plazo que requieren una renovación casi mensual.

“No estamos hablando de oleadas de palestinos LGBT que esperan al otro lado de la valla para entrar en el Estado de Israel. Estamos hablando de unas pocas docenas de personas”, dijo Mara’ana.

La parlamentaria laborista Ibtisam Mara’ana convoca una audiencia del comité del parlamento el 20 de junio de 2022 (Portavoz de la Knesset/Dani Shemtov)

En octubre pasado, Zahava, una mujer palestina transgénero de Cisjordania, se suicidó después de caer en las grietas del sistema de bienestar de Israel.

Después de haber sido brutalmente abusada por su familia, Zahava huyó a través de la Línea Verde hacia Israel. El ejército israelí evaluó que se encontraba en peligro real y crítico y le otorgó un permiso a corto plazo para los perseguidos.

El pase permitió a Zahava permanecer dentro de Israel, pero no le dio acceso al trabajo ni a la atención médica. Rebotó de un lado a otro entre varios refugios antes de finalmente quitarse la vida.

Sabato, quien trabajó en el caso de Zahava, la describió como vivaz y capaz. “Ella no era del tipo depresivo, aunque, por supuesto, había sufrido un trauma. Pero en su caso, [su muerte] fue en función de esta dura realidad”, dijo.

“No puedo decir qué pudo haber pasado. Pero podría haber sido revolucionario para ella. Tan pronto como uno tiene derecho a trabajar legalmente, otras cosas comienzan a encajar. De repente, no dependes de los demás”, dijo Sabato.

Tanto la Autoridad Palestina, que administra algunos enclaves en Cisjordania, como Hamás, que gobierna la Franja de Gaza, han tomado medidas enérgicas contra el activismo LGBT en el pasado.

En 2019, la Autoridad Palestina prohibió que Al-Qaws, un grupo palestino de derechos homosexuales, operara en Cisjordania. Un portavoz de la policía de la Autoridad Palestina criticó a los activistas por acciones que “vulneran los principios y valores superiores de la sociedad palestina”.

 

Traducido: Consulado General H. de Israel en Guayaquil
Fuente:The Times of Israel
https://www.timesofisrael.com/israel-to-allow-lgbt-palestinians-granted-asylum-to-work/