El mundo se está dando cuenta de la amenaza de los drones de Irán

El programa de drones de Irán, a diferencia de su programa de armas nucleares, no es secreto. La República Islámica se jacta abiertamente de sus capacidades de drones.

Por Seth J. Frantzman

Se ven drones durante un ejercicio de combate de drones a gran escala del Ejército de la República Islámica de Irán, en Semnan, Irán, el 4 de enero de 2021. Fotografía tomada el 4 de enero de 2021 (Foto: EJÉRCITO DE IRÁN / WANA / REUTERS)

Los drones iraníes son una amenaza emergente para el Medio Oriente. En 2019, Irán utilizó una combinación de drones y misiles de crucero para atacar la gigantesca instalación de procesamiento de petróleo de Abqaiq en Arabia Saudita, utilizando ataques de precisión para enviar un mensaje de que los drones de Irán no podían atacar a voluntad en toda la región y desestabilizar economías y países.

Ahora, los drones iraníes vuelven a ser el centro de atención, tras los informes de The Wall Street Journal, Fox News y otros medios.

Los drones de Irán están cambiando la situación de seguridad en la región, informó el Journal. Citó el ataque de julio a un petrolero en el Golfo de Omán que mató a dos miembros de la tripulación. Irán ha traficado con tecnología de drones a Hamas en Gaza, y en su guerra de mayo con Israel, Hamas utilizó drones de estilo iraní por primera vez, según el informe.

Fox citó informes de disidentes iraníes de que Irán usaría drones para desestabilizar la región.

Irán podría atacar la base de Al-Harir en la región del Kurdistán del norte de Irak, donde supuestamente están presentes las fuerzas estadounidenses, informó la revista The National Interest. El informe citó los ataques iraníes contra grupos disidentes en la región del Kurdistán. Irán ha utilizado drones para atacar a las fuerzas estadounidenses en Erbil y también a los disidentes.

El programa de drones de Irán, a diferencia de su programa de armas nucleares, no es secreto. La República Islámica se jacta abiertamente de sus capacidades de drones. Destaca cada nuevo dron y hace afirmaciones escandalosas sobre sus capacidades. Irán ha afirmado que sus drones pueden volar miles de kilómetros y que tiene la capacidad de cargar a algunos de ellos con misiles.

Lo que sabemos es que los drones iraníes pueden realizar ataques de precisión cuando están pre programados con un conjunto de coordenadas. Pueden causar estragos, pero no son un arma que gane guerras.

Los drones de Irán pueden atacar desfiles militares, aeropuertos, instalaciones petroleras y buques petroleros. Según los informes, Teherán utilizó un dron para atacar un hangar de la CIA en el aeropuerto de Erbil, informó The Washington Post en abril. Eso significa que el activo real de Irán es su inteligencia sobre dónde atacar. Los drones en sí son interesantes porque se pueden transportar o armar en diferentes lugares.

Se muestra un dron durante un ejercicio de combate a gran escala con drones del Ejército de la República Islámica de Irán, en Semnan, Irán, el 4 de enero de 2021. Foto tomada el 4 de enero de 2021 (Foto: EJÉRCITO DE IRÁN / WANA / REUTERS)

Por ejemplo, Irán ha instalado drones en la base T-4 en Siria y los utilizó para atacar a Israel en febrero de 2018 y en mayo pasado. Ha proporcionado tecnología de fabricación de drones a los hutíes en Yemen y ha derribado drones estadounidenses y copiado drones israelíes. Esto permite a Irán traficar con la tecnología y tener una negación plausible sobre el uso de drones. Esto se debe a que pueden fingir que los drones que se utilizan para atacar a los EE. UU. en Irak – o los petroleros frente a la costa de Yemen  o para atacar a Israel desde Siria e Irak – pueden ser drones volados por adeptos, como Hezbolá, Hamas, Hutis o Hashd al-Shaabi.

Aunque esto le da a Irán una influencia en la región, no le da una victoria estratégica; más bien, es una forma de acosar tácticamente a sus enemigos y luego esconderse detrás de una cortina de humo. Esta es la forma de guerra iraní en estos días, y los drones son simplemente un síntoma y una táctica que han adoptado, que extiende su largo brazo.

Irán ya perfeccionó el uso del terrorismo, extendiendo su largo brazo para matar a disidentes en Europa y atacar objetivos estadounidenses, israelíes, judíos y otros en todo el mundo. Los drones son una nueva tecnología que Irán está usando de una manera específicamente iraní: ningún otro país usa drones como este.

Ahora se está prestando mayor atención a los drones iraníes, lo que indica que Irán ya no puede volar por debajo del radar con estos sistemas. La pregunta que debería hacerse es ¿qué sigue a continuación para la plétora de drones de Irán?

Los drones vienen en grupos familiares, como las clases Ababil, Mohajer y Shahed. Estos varían en capacidades, desde drones de vigilancia hasta aquellos que pueden volar miles de kilómetros. Algunos de ellos son drones kamikaze, mientras que otros regresan a la base.

Irán ha enviado ahora un gran número de drones a sus aliados en la región, incluida la Franja de Gaza, Irak, Yemen, Siria y Líbano. También busca exportar algo al exterior, incluso a Venezuela, por ejemplo. Ahora también los está asentando en el mar, colocándolos en sus barcos de la Armada y en las lanchas rápidas del IRGC.

Los drones a veces se comportan más como misiles de crucero, chocando contra un objetivo y autodestruyéndose. Eso les da una negación plausible y una especie de capacidad para atacar a través de las defensas aéreas y el radar mediante el uso de posibles ataques de enjambre de un gran número de drones.

Irán ha demostrado su habilidad para sortear las defensas aéreas de Arabia Saudita y Estados Unidos en algunos casos. Israel ha utilizado la Cúpula de Hierro y misiles disparados desde aviones y helicópteros para derribar los drones relativamente lentos.

La imagen completa de lo que viene a continuación no ha surgido. Después del ataque de 2019, existía la preocupación de que Irán hubiera tropezado con una especie de dron «Pearl Harbor» en la región, y muchos sistemas de defensa aérea se actualizaron para hacer frente a las amenazas de los drones. Pero no hay suficientes radares y sistemas de defensa aérea en la región para defender todo. Es por eso que Estados Unidos, Arabia Saudita, Israel y otros deben concentrarse en defender áreas estratégicas clave. Para Israel, un país pequeño, el desafío no es tan grande. Pero los drones pueden atacar a los petroleros y también a los sitios de gas natural.

Eso significa que pueden atacar casi en cualquier lugar. Irán había trasladado drones a Yemen que podrían atacar hasta Eilat, informó Newsweek en enero.

Esa amenaza no ha surgido por completo, pero los informes recientes indican que la región se está tomando en serio la amenaza de los drones de Irán. Afortunadamente para quienes estudian esto, Irán no está tratando de ocultar sus drones. Los muestra abiertamente por docenas, y sus aliados en Irak también los suben a camiones para exhibirlos en desfiles militares.

Se conocen las capacidades de Irán. La pregunta es si sus adversarios pondrán en marcha suficientes misiles, sistemas de radar y armas para derribar los drones en el futuro o predecir dónde puede estar el próximo objetivo de Irán.

 

Traducción: Consulado General H. de Israel en Guayaquil
Fuente: The Jerusalem Post
https://www.jpost.com/middle-east/the-world-is-waking-up-to-irans-drone-threat-681312