Nuevo PM de Líbano: Cooperaremos con todos los países, menos con Israel

El nuevo primer ministro del Líbano, Najib Mikati, dijo este viernes que está dispuesto a cooperar con cualquier país excepto con Israel, durante un mensaje después de conformar un gobierno, informó The Times of Israel.

En una rueda de prensa donde anunció su nuevo gobierno, se le preguntó si estaría dispuesto a cooperar con Siria para abordar la crisis económica, a lo que respondió que “tratará con cualquiera por el bien de los intereses del Líbano, con la excepción de Israel, por supuesto”.

Israel había ofrecido formalmente ayuda humanitaria al Líbano en julio, dijo entonces el ministro de Defensa, Benny Gantz.

Citando lo que dijo eran esfuerzos del grupo terrorista Hezbolá para llevar fondos iraníes al Líbano, un comunicado de la oficina de Gantz dijo que la Unidad de Enlace de las Fuerzas de Defensa de Israel transmitió la oferta a través de la FPNUL, la fuerza de paz de la ONU en el sur del Líbano.

Israel y el Líbano no tienen relaciones diplomáticas. El Ejército israelí y Hezbolá respaldado por Irán, que domina la toma de decisiones en Líbano y niega el derecho de Israel a existir, libraron una guerra en 2006.

De 1982 al 2000, Israel ocupó una franja del sur del Líbano para defender el norte del país de ataques terroristas.

El año pasado, Israel también ofreció asistencia humanitaria después de que una explosión masiva en el puerto de Beirut mató a más de 200 personas, pero fue rechazada.

Los comentarios de Mikati reflejaron los del portavoz talibán Suhail Shaheen, quien dijo al medio ruso Sputnik a principios de esta semana que el grupo islamista radical que se apoderó de Afganistán está dispuesto a forjar relaciones con cualquier país que esté interesado, incluido EE. UU.

“Sí, por supuesto, en un nuevo capítulo si EE. UU. quiere tener una relación con nosotros, que podría ser del interés de ambos países y de ambos pueblos, y si quieren participar en la reconstrucción de Afganistán, son bienvenidos”, dijo Shaheen.

Sin embargo, no había posibilidad de establecer vínculos con Israel.

“Por supuesto, no tendremos ninguna relación con Israel. Queremos tener relaciones con otros países, Israel no está entre estos países”, dijo Shaheen.

El nuevo gobierno en Líbano se enfrenta a una tarea gigantesca que pocos creen que pueda superarse, incluida la realización de reformas sumamente necesarias. Entre sus primeras tareas estará la gestión de la ira y las tensiones públicas derivadas del levantamiento de los subsidios a los combustibles que se espera para fin de mes.

El acuerdo de gobierno rompe un estancamiento de 13 meses que hizo que el país se hundiera más en el caos financiero y la pobreza durante el año pasado.

El nuevo gabinete de 24 ministros encabezado por Mikati, un empresario multimillonario, fue anunciado por la oficina del presidente y más tarde por el secretario general del Consejo de Ministros, Mahmoud Makkieh.

Los ministros fueron elegidos por los mismos políticos que han gobernado el país durante las últimas décadas, a quienes muchos culpan por la corrupción y la mala gestión que llevaron a la crisis actual del país.

Mikati, quien proviene de la empobrecida ciudad norteña de Trípoli, recibió la tarea de formar un nuevo gobierno en julio. Fue dos veces primer ministro, en 2005 y nuevamente de 2011 a 2013, y se le considera parte de la misma clase política que llevó al país a la bancarrota.

“Espero que podamos cumplir las aspiraciones de la gente y al menos detener el colapso”, dijo el viernes. Dijo que el gobierno lanzará un plan de rescate para el país.

Dijo que reconocía el dolor de las madres libanesas que no pueden alimentar a sus hijos o encontrar aspirinas para aliviar sus dolencias, así como de los estudiantes cuyos padres ya no pueden enviarlos a la escuela.

“La situación es difícil pero no imposible de manejar si cooperamos”, dijo Mikati a periodistas en el palacio presidencial, donde se anunció la nueva alineación del gobierno.

Mikati se convirtió en uno de los favoritos para el cargo a principios de este año después de que la mayoría de los partidos políticos del Líbano lo respaldaran, incluido Hezbolá y el otro gran partido chiita, Amal, encabezado por el presidente del parlamento, Nabih Berri.

También recibió el respaldo de ex primeros ministros sunitas, incluido el ex primer ministro Saad Hariri, quien abandonó los esfuerzos para formar un gobierno a principios de este año después de fallar durante más de ocho meses para llegar a un acuerdo con el presidente Michel Aoun sobre la composición del gabinete.

Reproducción autorizada con la mención siguiente: ©EnlaceJudío

 

Fuente: Enlace Judío
https://www.enlacejudio.com/2021/09/10/nuevo-pm-de-libano-cooperaremos-con-todos-los-paises-menos-con-israel/