¿Cuáles son las demandas del partido árabe Raam para unirse a un gobierno?

Sharon Tzur

Tras las elecciones del martes, la facción liderada por Mansour Abbas se ha convertido en clave para formar una coalición. El referente árabe se reunió con miembros del Likud y todo parece indicar que no se uniría a un gobierno de derecha. También mantuvo un encuentro con el centrista Yair Lapid, de Yesh Atid, y según fuentes políticas, exigió, entre otras cosas, derogar la Ley del Estado-Nación y tener libertad para votar en proyectos pro-LGBT.

Mansour Abbas, líder del partido árabe Raam, que es clave para formar gobierno, se reunió el domingo con el líder de la oposición, Yair Lapid, y supuestamente le presentó una larga lista de demandas, que incluyen eliminar la Ley del Estado-Nación y tener libertad para votar en proyectos de ley pro-LGBT.

Sorprendentemente, tras las elecciones del martes, Raam se ha convertido en el partido decisivo para formar gobierno, ya que tanto el primer ministro Benjamín Netanyahu como el líder de Yesh Atid, Lapid, carecen de la cantidad de escaños suficientes en la Knesset para formar una coalición gobernante.

Sin embargo, algunas líneas duras del bloque pro-Netanyahu han dicho que no se unirán a una coalición que dependa de un partido árabe.

Yair Lapid, líder de Yesh Atid (izquierda), y el presidente de Raam, Mansour Abbas.
(Avi Moalem, Elad Gershgoren)

Abbas, cuyo partido obtuvo cuatro escaños en la Knesset, se reunió con Lapid después de múltiples aplazamientos y aparentemente los dos acordaron celebrar otro encuentro en los próximos días.

En declaraciones para Ynet, una fuente política señaló que Abbas presentó una lista de demandas como condición para unirse a la coalición centrista liderada por Lapid, habiéndose reunido con funcionarios del Likud un día antes y consciente de que formar parte de un gobierno de derecha puede no ser una opción viable.

La fuente manifestó que sus demandas incluyen: libertad de voto sobre temas LGBT, reconocimiento de las aldeas beduinas en el Negev, rechazo de la Ley del Estado-Nación y un plan concreto para erradicar los delitos violentos en el sector árabe.

Al parecer, Abbas también exigió la eliminación de la Ley Kaminitz, que promueve la demolición de viviendas ilegales en las comunidades árabes sin ofrecer alternativas.

Integrantes del bloque de Netanyahu se oponen a formar un gobierno con Raam, de Mansour Abbas.
(Ynet)

«Hasta ahora, no ha habido avances en las conversaciones con el Likud, y será muy difícil para Abbas llegar a acuerdos con Netanyahu debido a los partidos [de derecha] que se oponen al gobierno respaldado por Raam», declaró la fuente.

El sábado, Abbas se reunió con el parlamentario del Likud Ayoob Kara en la aldea de Maghar, donde reside el líder de Raam. Durante la reunión, se escuchó a Abbas decir: «Al final habrá un punto muerto. No podemos ir a la derecha ni a la izquierda, no podemos salir a manifestarnos, entonces, ¿qué somos? Herramientas parlamentarias y nada más».

Tras la reunión, Kara emitió un comunicado, indicando que la oposición a Raam desde dentro de la derecha se debe a un «malentendido».

«Netanyahu ha dado pasos gigantes el año pasado para promover la paz económica con el mundo árabe y, por primera vez, ahora apunta a acercar el sector árabe [al público en general]. Esto se puede observar en la paz económica y en la guerra contra el coronavirus, que fueron percibidas muy positivamente en el sector ”, explicó Kara.

 

Fuente: Ynet Español
Link de la noticia: https://www.ynetespanol.com/global/israel/article/B1zfkZRNu