Encuesta: Israel se encuentra entre los países más felices del mundo

Israel, entre los países más felices del planeta.
Reuters

Se ubica en el puesto 12, por encima de Estados Unidos, Reino Unido y Canadá. Finlandia ocupa el primer lugar. Según uno de los editores del estudio, la gente percibe la pandemia como una amenaza que genera un mayor sentido de solidaridad entre la población.

Israel fue clasificado como el duodécimo país más feliz del mundo en 2020, según el Informe Mundial de la Felicidad para 2021, por delante de Estados Unidos, Gran Bretaña y Canadá.

Los diez países más felices del informe de este año son Finlandia, Dinamarca, Suiza, Islandia, Países Bajos, Noruega, Suecia, Luxemburgo, Nueva Zelanda y Austria.

Los países menos felices del informe incluyen a Ruanda, Zimbabwe y Afganistán.

Festejos del Día de la Independencia en 2019.

Según datos de la Oficina Central de Estadísticas de Israel, más del 90% de los israelíes afirmaron estar felices o muy felices con sus vidas.

El «Informe Mundial sobre la Felicidad» es una encuesta realizada en 149 países. El reporte de este año se publicó durante el fin de semana en Roma antes del 20 de marzo, el Día Mundial de la Felicidad de la ONU.

La escala de felicidad mide factores que incluyen el PIB per cápita, la esperanza de vida, la libertad de elección, la generosidad, las percepciones de corrupción y el apoyo social.

El informe es publicado por la Red de Soluciones para el Desarrollo Sostenible, una iniciativa de las Naciones Unidas lanzada en 2012 para promover el desarrollo sostenible a escala local, nacional y mundial.

Israelíes con máscaras de protección en la plaza Dizengoff, en Tel Aviv.

Los principales expertos en todos los campos (economía, psicología, análisis de encuestas, estadísticas nacionales, salud, políticas públicas y más) describieron cómo las mediciones del bienestar se pueden utilizar de manera eficaz para evaluar el progreso nacional.

En el estudio, realizado en medio de la pandemia mundial de coronavirus, sólo se percibieron pequeños cambios.

«Al medir la propia evaluación de las vidas de las personas, sorprendentemente, no hubo, en promedio, una disminución en el bienestar”, dijo el profesor John F. Helliwell, de la Universidad de Columbia Británica, uno de los editores del informe.

«Una posible explicación es que la gente ve al COVID-19 como una amenaza externa común que afecta a todos y que esto ha generado un mayor sentido de solidaridad y compañerismo», concluyó.

 

Fuente: Ynet Español
https://www.ynetespanol.com/actualidad/sociedad-informacion-general/article/rJNX11344O