Primer procesador de alimentos del mundo, de hace 350.000 años, encontrado cerca de Haifa

El procesador de alimentos es la herramienta de abrasión más antigua jamás encontrada.

Por Hannah Brown

La herramienta de abrasión más antigua jamás encontrada, tiene unos 350.000 años y fue descubierta en la cueva Tabun en el monte Carmelo. (Foto: CORTESÍA DEL DR. IRIS GROMAN-YAROSLAVSKI)

Los investigadores han identificado la herramienta de abrasión más antigua jamás encontrada, que tiene unos 350.000 años y fue descubierta en la cueva Tabun en el monte Carmelo en el norte de Israel, cerca de Haifa, y que los investigadores creen que se utilizó para procesar alimentos.

Un nuevo estudio publicado en el prestigioso Journal of Human Evolution (Diario de la evolución humana) por el Dr. Ron Shimelmitz, la Dra. Iris Groman-Yaroslavski, la Prof. Mina Weinstein-Evron y el Prof.Danny Rosenberg del Instituto Zinman de Arqueología de la Universidad de Haifa identifica a la herramienta utilizada para pulir diversos materiales como de hace unos 350.000 años, antes de la aparición del Homo sapiens.

La herramienta, una piedrita de dolomita redondeada con signos microscópicos de abrasión, se encontró en la cueva Tabun en el monte Carmelo, uno de los sitios prehistóricos clave en Israel y en todo el mundo. El hallazgo es anterior en unos 150.000 años a todas las demás herramientas encontradas hasta la fecha con signos de abrasión.

“Aunque no pudimos asociar este artículo con certeza al procesamiento de alimentos, es muy probable que se haya utilizado para este propósito.

En cualquier caso, para aquellos de nosotros que estamos involucrados en la arqueología de los alimentos y de los métodos de procesamiento de alimentos en diferentes períodos, desde la prehistoria hasta los tiempos modernos, esta pequeña gravilla de Tabun es de enorme importancia. Nos permite explorar los orígenes más tempranos del acto de abrasión y ver cómo las capacidades cognitivas y motoras que se desarrollaron a lo largo de la evolución humana finalmente llevaron a fenómenos que continúan siendo importantes en la cultura humana moderna. Estos procesos tuvieron sus inicios en la abrasión y en el desarrollo de técnicas de procesamiento de alimentos, y se extendieron a ámbitos como la transición a asentamientos permanentes, la agricultura, el almacenamiento y el aumento de la complejidad social y económica”, dijo Rosenberg, director de la Laboratorio de Estudio de Herramientas de Piedra y Tecnologías Antiguas de Procesamiento de Alimentos.

Los investigadores concluyeron en el artículo que, “El hallazgo inusual de la Cueva Tabun muestra que los homínidos procesaron varios materiales por medio de abrasión ya hace 350.000 años. En otras palabras, en una etapa muy temprana, agregaron una tecnología crucial a su conjunto de herramientas, demostrando que estaban dispuestos y eran capaces de procesar materiales de diversas formas para maximizar la explotación de los recursos que encontraban a su alrededor «.

La Cueva Tabun, que forma parte de los Sitios de Evolución Humana de la UNESCO en el Monte Carmelo, las Cuevas Nahal Me’arot / Wadi el-Mughara, es única debido a la serie de aproximadamente 100 capas arqueológicas superpuestas que se han expuesto en ella, lo que atestigua las actividades de los homínidos durante los últimos 500.000 años.

Durante 90 años, el sitio ha sido un foco importante para el estudio de la evolución humana. El innovador descubrimiento fue desenterrado como parte de un nuevo proyecto liderado por Shimelmitz, junto con Weinstein-Evron y socios de Israel y el extranjero. El proyecto está haciendo que los científicos reexaminen los hallazgos de excavaciones anteriores en el sitio como parte del proyecto apoyado por la Fundación de Ciencias de Israel, la Fundación Gerda Henkel y la Fundación Dan David.

Mientras analiza los hallazgos descubiertos en las excavaciones realizadas en la cueva en la década de 1960 por el Prof. Arthur Jelinek de la Universidad de Arizona que no han sido previamente investigados o publicados, Shimelmitz notó que una de las piedras mostraba claros signos de abrasión. Estas señales eran similares a las encontradas en herramientas de piedra mucho más tardías, pero no se habían visto antes en herramientas que datan de tan lejos.

Un análisis cuidadoso del artículo en los laboratorios del Instituto de Arqueología Zinman proporcionó un perfil sistémico de los signos de uso-desgaste en la superficie de la piedra. La investigación, realizada junto con Rosenberg y Groman-Yaroslavski, jefe del Laboratorio de Análisis de Uso-Desgaste, se centró en un examen microscópico de la piedrita.

Para comprender e interpretar los patrones vistos bajo el microscopio, los investigadores llevaron a cabo una serie de experimentos de abrasión controlada utilizando piedritas de dolomita naturales recolectadas en el Monte Carmelo que tienen características similares a las encontrados en la cueva de Tabun. Durante el experimento, se desgastaron varios materiales durante diferentes períodos de tiempo utilizando las piedritas, que se sometieron inmediatamente a un examen microscópico para identificar los patrones de abrasión creados en los experimentos. “Aunque los resultados no mostraron una correlación completa entre los patrones de abrasión observados en la piedrita única y los que documentamos en nuestros experimentos, encontramos un alto nivel de similitud con las marcas de abrasión encontradas después de la abrasión de pieles de animales. En consecuencia, llegamos a la conclusión de que la antigua herramienta de piedra se utilizó para el pulido de materiales blandos, aunque todavía no sabemos exactamente cuáles”, explicó Groman-Yaroslavski.

“Aunque esta herramienta es aparentemente ‘simple’, su aparición en una fecha tan temprana y el hecho de que no tiene paralelo en los hallazgos de esta etapa temprana de la evolución humana significa que es de importancia global”, dijeron los investigadores, explicando que la aparición de la tecnología de abrasión resalta la profundidad y complejidad de la cadena de innovaciones tecnológicas asociadas con la evolución humana, como cuándo y dónde los homínidos comenzaron a raspar alimentos y otros materiales.

«En esencia, la evolución de la tecnología manifestada en las herramientas de piedra es un reflejo directo de los patrones de cambio en la capacidad de los antiguos homínidos para dar forma a su entorno», explicó Shimelmitz, y señaló que el período de tiempo de hace 400.000 a 200.000 años vio algunas de las innovaciones tecnológicas más importantes y cambios significativos en el comportamiento humano. “Por ejemplo, el uso del fuego pasa a formar parte de la rutina diaria, así como el uso de los campamentos base desde donde salían los homínidos para diversas actividades. Por lo tanto, la tecnología de abrasión no aparece de forma aislada, sino como parte de una red de cambios más amplios que, en cierta medida, anticipa el comportamiento más complejo con el que estamos familiarizados con homínidos posteriores como los neandertales y el Homo sapiens».

La siguiente evidencia del uso de la abrasión llega recién después de unos 150.000 años, lo que lleva a los investigadores a especular si esta capacidad se perdió durante casi 200.000 años y luego se volvió a encontrar. Esta será una de las preguntas en las que se centrarán los arqueólogos cuando continúen su investigación sobre esta piedra.

 

Traducción: Consulado General H. de Israel en Guayaquil
Fuente: The Jerusalem Post
https://www.jpost.com/archaeology/worlds-first-food-processor-from-350000-years-ago-found-near-haifa-655428