Jarra de cerámica con cuatro monedas de oro de 1.000 años de antigüedad fue descubierta en Jerusalén

Las monedas, que datan de finales de la década de 940 a la década de 970 D.C., estaban en excelente estado de conservación. Esta es la primera vez en cincuenta años que se descubre un alijo de oro del período fatimí en la Ciudad Vieja de Jerusalén.

Durante las excavaciones arqueológicas realizadas por la Autoridad de Antigüedades de Israel (IAA) se descubrió un jarrón (una pequeña vasija de cerámica) que contenía cuatro monedas de oro puro que databan del período islámico temprano, hace más de mil años, como parte del plan de la Corporación de Desarrollo del Barrio Judío de construir un ascensor y hacer accesible la Plaza del Muro Occidental a los visitantes procedentes del barrio.

La jarra fue encontrada por la inspectora de la Autoridad de Antigüedades de Israel Yevgenia Kapil durante la excavación preliminar en el sitio el mes pasado. Algunas semanas después, mientras el director de excavación David Gellman estaba examinando los hallazgos, vació el contenido del jarrón.

“Para mi gran sorpresa,” dice Gellman, “junto con la tierra, cuatro monedas de oro brillantes cayeron en mi mano. Esta es la primera vez en mi carrera como arqueólogo que he descubierto oro, y es tremendamente emocionante.”

Según el experto en monedas de la Autoridad de Antigüedades de Israel, el Dr. Robert Kool, «Las monedas estaban en excelente estado de conservación y eran identificables inmediatamente incluso sin limpiar. Las monedas datan de un período relativamente breve, desde finales de la década de 940 hasta la década de 970 D.C. Este fue un momento de cambio político radical, cuando el control sobre la Tierra de Israel pasó del califato abásida sunita, cuya capital era Bagdad, Irak, a manos de sus rivales chiítas: la dinastía fatimí del norte de África, que conquistó Egipto, Siria y la Tierra de Israel en esos años. El perfil de las monedas encontradas en el jarrón es un reflejo casi perfecto de los acontecimientos históricos. Dos dinares de oro fueron acuñados en Ramla durante el gobierno del califa al-Muti‛ (946-974 D.C.) y su gobernador regional, Abu ‛Ali al-Qasim ibn al-Ihshid Unujur (946-961 D.C.). Las otras dos monedas de oro fueron acuñadas en El Cairo por los gobernantes fatimíes al-Mu’izz (953-975 D.C.) y su sucesor, al-‘Aziz (975-996 D.C.).”

Según el Dr. Kool, «Esta es la primera vez en cincuenta años que se descubre un alijo de oro del período fatimí en la Ciudad Vieja de Jerusalén. En las excavaciones a gran escala dirigidas por el Prof. Benjamin Mazar después de la Guerra de los Seis Días, no muy lejos del descubrimiento actual, se descubrieron cinco depósitos  de monedas y joyas de este período al sur del Monte del Templo.”

“Cuatro dinares era una suma considerable de dinero para la mayoría de la población, que vivía en condiciones difíciles en ese momento «, agregó el Dr. Kool. “Era igual al salario mensual de un funcionario menor, o a cuatro meses de salario para un trabajador común. Comparado con esa gente, el pequeño puñado de funcionarios y comerciantes ricos de la ciudad ganaban enormes salarios y acumulaban vasta riqueza.”

“Un alto funcionario del tesoro podría ganar 7,000 dinares de oro al mes, y también recibir ingresos adicionales de sus propiedades rurales que ascienden a cientos de miles de dinares de oro al año.”

 

Fuente: Comunicado del portavoz de la Autoridad de Antigüedades de Israel