Los jeques de Dubai organizaron una fiesta para la estrella pop más grande de Israel

Omer Adam

Omer Adam viajó hace más de dos semanas a los Emiratos Árabes Unidos invitado por el principal líder judío del país y el jeque Hamad Bin Khalifa Al Nahyan. “Siempre supe que las canciones, la música y la alegría nos acercan”, expresó el cantante.

Las relaciones entre israelíes y emiratíes muestran indicios de una mejora en distintos ámbitos, y el artístico es uno de ellos. La estrella de pop más importante de Israel viajó para celebrar su cumpleaños en Dubai en una lujosa fiesta organizada por uno de los jeques más famosos del país.

Omer Adam voló hacia Emiratos hace más de dos semanas, poco después de que Israel y el país del Golfo Pérsico anunciaran un histórico acuerdo de normalización negociado por Estados Unidos.

Omer Adam (centro arriba), estrella pop israelí, de visita en Dubai.

El cantante habría sido invitado al país por el conocido funcionario, el jeque Hamad Bin Khalifa Al Nahyan, y el presidente de la comunidad judía de Emiratos, Solly Wolf.

Adam aterrizó en Dubai junto con su hermano Roi y un grupo de amigos poco antes de la festividad judía de Simjat Torá, que se celebró en la sinagoga de Dubai, popular entre la comunidad judía local.

El cantante no parece extrañar su hogar y hasta el momento no fijó una fecha para su regreso. El jueves pasado, Adam incluso celebró su cumpleaños en la lujosa ciudad. Al evento asistió también la ganadora de Miss Europa 2019, Irina Garasymiv, quien publicó una foto de la fiesta en su cuenta personal de Instagram.

Miss Europa 2019, Irina Garasymiv, publico en sus redes sociales una foto junto al cantante.

«Estoy orgulloso de ser un embajador de la música y el arte en los Emiratos, en un lugar donde hay esperanza de un mundo mejor, sin guerras y sin terrorismo; en un sitio mágico que solo tiene alegría y amor humano», expresó en un comunicado el cantante.

«Hace unos meses tuve la oportunidad de saludar al jeque Hamad Bin Khalifa Al Nahyan y al presidente de la comunidad judía, Solly Wolf, quienes me dieron la bienvenida y me invitaron aquí para visitar. Siempre supe que las canciones, la música y la alegría nos acercan, y siento que represento a cada israelí cuando les digo a mis anfitriones: Shalom y Salaam-Aleikum».

 

Fuente: Ynet Español