La deficiencia de vitamina D está relacionada con un mayor riesgo de COVID-19

El Ministerio de Salud ha estado recomendando vitamina D desde el brote de la pandemia.

Por Maayan Jaffe-Hoffman

Vitaminas (ilustrativo) (Foto: YOSSI ZAMIR/FLASH90)

La deficiencia de vitamina D podría estar relacionada con un mayor riesgo de contraer coronavirus – e incluso una mayor mortalidad, según un informe publicado el lunes por el Centro Nacional de Información y Conocimiento del Coronavirus.

El informe, que agregó varios estudios de investigación recientes, mostró una relación circunstancial (más que causal) entre el nivel de vitamina D y el coronavirus. No obstante, ante los posibles beneficios de tomar vitamina D, el centro recomendó que «se deben tomar medidas» para garantizar que los israelíes mantengan un nivel normal de la vitamina.

El centro recomendó una campaña de comunicación para informar al público de los beneficios de la vitamina D y cómo obtenerla, incluyendo pasar al menos 20 minutos al día al sol entre las 11 a.m. y las 4 p.m. o tomar un suplemento de 800 a 1000 UI por día para las personas que tienen un peso normal y más para las que tienen sobrepeso o son obesas.

El Ministerio de Salud ha estado recomendando vitamina D desde el brote de la pandemia.

A principios de este mes, cuando el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, contrajo el virus, se informó que, entre otros suplementos, estaba tomando una dosis diaria de vitamina D.

En julio, The Jerusalem Post publicó un informe de lo que entonces era un nuevo estudio realizado por Servicios de Salud Leumit y la Facultad de Medicina Azrieli de la Universidad Bar-Ilan que encontró que los niveles bajos de vitamina D pueden poner a las personas en riesgo de desarrollar COVID-19.

“El principal hallazgo de nuestro estudio fue la asociación significativa de un nivel bajo de vitamina D en plasma con la probabilidad de infección por COVID-19 entre los pacientes a los que se les realizó la prueba de COVID-19, incluso después del ajuste por edad, sexo, nivel socioeconómico y enfermedades crónicas, mentales y trastornos físicos”, dijo durante el verano el Dr. Eugene Merzon, jefe del Departamento de Atención Administrada de Leumit y su principal investigador. «Además, el nivel bajo de vitamina D se asoció con el riesgo de hospitalización debido a la infección por COVID-19, aunque esta asociación no fue significativa después del ajuste por otros factores de confusión».

Científicos israelíes estudiaron a 782 pacientes israelíes que dieron positivos de COVID-19 y 7.825 pacientes negativos y determinaron que si bien «no conocemos el mecanismo», dijo la Dra. Milana Frenkel-Morgenstern, líder del grupo de investigación de la Facultad de Medicina Azrieli, «que lo que sí sabemos es que las personas que desarrollan COVID grave y fueron hospitalizadas – estas personas tienen niveles significativamente bajos de vitamina D «.

La vitamina D es una vitamina soluble en grasa que se sabe desde hace mucho tiempo que afecta la respuesta inmunitaria.

Según Frenkel-Morgenstern, hasta el 70% de la población adulta en todo el mundo tiene insuficiencia o deficiencia de vitamina D.

 

 Fuente: The Jerusalem Post
Traducción: Consulado General H. de Israel en Guayaquil