La muerte de Ginsburg en Rosh Hashaná es importante para algunos judíos estadounidenses

La noticia de su muerte viajó rápidamente a través de las redes sociales y se convirtió en un tema central en muchos servicios de Año Nuevo, dijeron líderes religiosos y judíos practicantes.

Por REUTERS

La jueza de la Corte Suprema de EE. UU., Ruth Bader Ginsburg, habla durante una discusión organizada por el Centro de Derecho de la Universidad de Georgetown en Washington en 2019 (Foto: REUTERS / SARAH SILBIGER)

WASHINGTON – Justo cuando muchos judíos en los Estados Unidos estaban sentándose para una cena de Rosh Hashaná después de la puesta del sol el viernes, preparándose para bañar manzanas en miel para marcar la dulzura del año venidero, llegaron noticias de la muerte de Ruth Bader Ginsburg.

Ginsburg, la primera mujer judía miembro de la Corte Suprema de Estados Unidos, murió en uno de los días más sagrados del judaísmo, mientras muchos de los casi seis millones de judíos del país daban la bienvenida al nuevo año 5781, según el calendario hebreo.

Ginsburg se crió en un hogar secular, pero explicó en 2018 que su origen religioso influyó en el trabajo de su vida: «Soy juez, nací, crecí y estoy orgullosa de ser judía. La demanda de justicia, de paz y de información atraviesa la totalidad de la historia judía y la tradición judía «.

La noticia de su muerte viajó rápidamente a través de las redes sociales y se convirtió en un tema central en muchos servicios de Año Nuevo, dijeron líderes religiosos y judíos practicantes.

«Me enteré de la muerte de Ruth mientras recitaba el Kadish del duelo en el servicio de Rosh Hashaná», dijo su colega juez de la Corte Suprema Stephen G. Breyer en un comunicado, refiriéndose a una oración en memoria de los muertos.

Ginsburg era «una gran jueza, una mujer de valor, una roca de rectitud y mi buena amiga», decía el comunicado. «El mundo es un lugar mejor por ella haber vivido en él».

Su muerte en la víspera de Rosh Hashaná también tiene un significado en la tradición judía, dijeron rabinos y amigos. «Uno de los temas de Rosh Hashaná sugiere que personas muy justas morirían al final del año porque eran necesarias hasta el final», dijo el rabino Rick Jacobs, presidente de la Unión para la Reforma del Judaísmo.

Aquellos que mueren en la fiesta de año nuevo se consideran «tzadik«, un título que se otorga a los justos y santos.

«Dios se ha contenido hasta el último momento porque eran los más necesarios y eran los más justos», escribió en Twitter la periodista de la Radio Pública Nacional Nina Totenberg, una amiga cercana de Ginsburg.

Ginsburg, nacida en 1933 – el año en que Hitler fue nombrado canciller de Alemania – dijo que el trabajo de su vida fue moldeado por el Holocausto. «Tienes más empatía con otras personas que no son de de tu entorno, que están lejos», dijo en una entrevista en 2018.

Jacobs también señaló que Ginsburg recibió su nombre de la bíblica Ruth, la abuela del rey judío David y la persona a través de la cual se supone que vendrá la redención.

«Me gusta pensar en nuestra Ruth, Ruth Bader Ginsburg, en términos de la generación venidera que continuará con su legado y hará lo que ella hizo – que es reparar muchas de las injusticias de nuestro mundo», dijo.

«Todos somos sus descendientes y debemos continuar con el desafiante trabajo de luchar por la justicia».

 

Fuente: The Jerusalem Post
Traducción: Consulado General H. de Israel en Guayaquil