Netanyahu y el Primer Ministro Australiano, juntos en casa en la sinagoga central de Sydney

 

noticias-Consulado-de-Israel-netanyahu-y-el-primer-ministro-australiano-juntos-en-casa-en-la-sinagoga-central-de-sydney-01
Netanyahu y el Primer Ministro australiano se dirigen a la comunidad judía.

Hacer click en el link para ver el vídeo.

http://www.jpost.com/Israel-News/Politics-And-Diplomacy/Netanyahu-and-Australian-PM-at-home-together-in-Sydneys-central-shul-482354

Ambos líderes -acosados por varios problemas domésticos -claramente disfrutaron el momento.

SYDNEY.- Las 2,000 personas congregadas ajustadamente en la Sinagoga Central en el barrio Bondi de Sydney el miércoles se pusieron de pie de un salto y vitorearon entusiasmadamente -como si ellos estuvieran dándole la bienvenida a héroes del baloncesto -cuando el Primer Ministro Benjamin Netanyahu y su homólogo australiano, Malcolm Turnbull, entraron en el importante santuario.

“Netanyahu nunca recibe esta clase de recepción en casa”, le dijeron a Luke Malpass del Australian Financial Review, mientras Netanyahu saludaba a la multitud.

“Ni tampoco Turnbull”, replicó Malpass, indicando que este tipo de recepción estruendosa era altamente poco común para los políticos en Australia.

Y ambos líderes -acosados por varios problemas domésticos -claramente disfrutaron el momento.

noticias-Consulado-de-Israel-netanyahu-y-el-primer-ministro-australiano-juntos-en-casa-en-la-sinagoga-central-de-sydney-02

Niños de escuela vitoreando al Primer Ministro

Hacer click en el link para ver el vídeo. http://www.jpost.com/Israel-News/Politics-And-Diplomacy/Netanyahu-and-Australian-PM-at-home-together-in-Sydneys-central-shul-482354

Para Netanyahu fue un momento especial cuando fue llamado durante una de las presentaciones “un gran líder del pueblo judío”, palabras que él no oye a menudo para describirlo en el difícil ambiente político en casa. Fue también un momento especial cuando la audiencia aplaudió fuertemente cuando fue anunciado que él era el segundo primer ministro con más largo tiempo de servicio en la historia israelí.

Y para Turnbull fue un momento especial -aunque fuese fugaz -cuando el constante alicate del ala de derecha de su partido fue reemplazado por un maestro de ceremonia presentándolo como un “hombre de gran convicción moral”.

Ambos hombres estuvieron frente a una audiencia “hogareña”.

Para Netanyahu era una audiencia sólo para invitados compuesta de representantes de la comunidad judía que es abrumadoramente apasionada y solidaria con Israel, y para quienes su mensaje de “saludos de Jerusalem, nuestra capital eterna, que nunca será dividida otra vez” provocaron fuertes y prolongados aplausos.

Y para Turnbull fue una audiencia que incluyó a más que unos pocos miembros de su principal distrito electoral. Su casa no está lejos de la sinagoga, y uno de aquellos que lo presentaron a la audiencia dijo que ésta era la “sinagoga local” del primer ministro no-judío.

En una reunión más temprano con unos 400 líderes empresariales, Turnbull mencionó que él se sentía entre “mishpacha”, o familia. Él retomó a ese tema otra vez en la sinagoga. “Siempre es maravilloso estar aquí en Central en esta hermosa sinagoga”, dijo él, articulando “shul” [N.T. Sinagoga] muy naturalmente. “Nosotros hablamos hoy en un almuerzo sobre la mischpacha, éste es el corazón de ella”.

La multitud respondió con cálidas risas, y aplausos.

Éste fue el tipo de evento que tiene que tener a Netanyahu preguntándose a sí mismo por qué no viaja al exterior y visita este tipo de comunidades más a menudo.

“Wow”, dijo él cuando tomó el podio, reconociendo la recepción.

“Quiero saludar a esta comunidad judía, la cual está inusualmente comprometida con el Estado de Israel, con el pueblo judío”, dijo él. “Ustedes han demostrado una y otra vez, lo demuestran aquí hoy aunque creo que tendremos algún problema con la comunidad judía de Melbourne, pero eso para el próximo viaje”, dijo él, reconociendo en son de broma que algunos judíos de Melbourne estaban molestos porque no los visitó a ellos durante su corta visita al país.

El pueblo judío, dijo él a la multitud que parecía cautivada con sus palabras, debería haber desaparecido hace mucho tiempo, “porque la mayoría de las naciones de la antigüedad ya no existen. Hay excepciones, pero son excepciones muy grandes y muy pocas”.

“La mayoría de las naciones desaparecieron”, continuó él. “Las naciones atraviesan ciclos predecibles: ellas nacen, ellas florecen, ellas se marchitan, ellas mueren. Pero los judíos son diferentes. Los judíos se rehúsan a morir. Ellos renacieron una y otra y otra vez. Y a través de los siglos, nuestro pueblo nunca sucumbió a su destino, no importa qué tan grande la opresión, no importa qué tan grande la opresión y la persecución. Generación tras generación, los judíos dijeron, ‘El próximo año en Jerusalem. El próximo año en Jerusalem’. Nosotros nunca renunciamos a ese sueño”.

Los judíos de la lejana Australia aplaudieron.

Las palabras de Netanyahu, dijo Mark Goldman, uno de aquellos en la audiencia, fueron “increíblemente inspiradoras” y una “importante infusión” para una comunidad con un fuerte vínculo emocional con Israel.

Ilana Den, otra asistente, estaba igualmente entusiasmada. Que tomara tanto tiempo para que un primer ministro israelí visitara su país -Netanyahu es el primer primer ministro en funciones en hacerlo -solamente demuestra que Australia no siempre fue una prioridad alta, dijo ella. Sin embargo, añadió, la visita ahora es una señal de que la importancia de Australia en el escenario mundial está aumentando.

Y Shmuly Kleiner, un rabino ortodoxo en la Sinagoga de South Head, dijo que la decisión de Netanyahu de venir a Australia y dirigirse a la comunidad fue importante y significativa porque “es bueno saber que él se preocupa por nosotros, tanto como nosotros nos preocupamos por él”.

 

Fuente: The Jerusalem Post
Traducción: Consulado General H. de Guayaquil



Este sitio web únicamente utiliza cookies propias con finalidad técnica, no recaba ni cede datos de carácter personal de los usuarios sin su conocimiento. Sin embargo, contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas a las de Consulado General Honorario de Israel que usted podrá decidir si acepta o no cuando acceda a ellos.