La empresa israelí Biopharma Kamada lanzará un tratamiento con anticuerpos para COVID-19

Micro tubos con muestras biológicas en un laboratorio. Deposit Photos

La compañía biofarmacéutica israelí Kamada anunció que completó el desarrollo de un tratamiento con anticuerpos derivados de plasma para COVID-19, también conocido como vacuna pasiva. La compañía con sede en Rehovot planea ponerlo a disposición bajo el programa de uso compasivo en Israel, una opción de tratamiento que permite el uso de medicamentos aún no autorizados para pacientes gravemente enfermos.

Kamada dijo en un comunicado la semana pasada que completó la fabricación del primer lote de su producto IgG derivado de plasma para COVID-19 basado en la tecnología de plataforma de IgG patentada aprobada por la compañía y que están disponibles para uso compasivo en Israel. Cuando anunció por primera vez el desarrollo del tratamiento a principios de marzo, Kamada dijo que «se espera que el producto IgG anti-corona (COVID-19) se produzca a partir de plasma derivado de donantes recuperados del virus, que se espera que incluya anticuerpos contra el nuevo coronavirus.»

La compañía espera comenzar un ensayo clínico de fase 1/2 a finales de este año, después de haber presentado su protocolo clínico propuesto al Ministerio de Salud de Israel.

Como parte de su programa de desarrollo clínico en los EE. UU., Kamada se asoció con Kedrion Biopharma, una empresa con sede en Italia con instalaciones en Hungría y Estados Unidos, para obtener la aprobación de la Administración de Drogas y Alimentos de los EE. UU. (FDA por sus siglas en inglés) para un programa de desarrollo clínico propuesto. Kedrion actualmente está recolectando plasma convaleciente COVID-19 de pacientes recuperados en los EE. UU. que Kamada utilizará para fabricar lotes adicionales del producto.

«Estamos extremadamente satisfechos con el rápido e importante progreso logrado hasta la fecha en el avance de nuestro producto IgG derivado de plasma para COVID-19″, dijo Amir London, director ejecutivo de Kamada. “De lo que conocemos, Kamada es la primera compañía a nivel mundial en completar la fabricación de un producto de IgG derivado de plasma para el tratamiento de COVID-19. Este logro valida nuestras capacidades avanzadas de desarrollo y fabricación de IgG y nuestra capacidad para enfocar rápidamente nuestros esfuerzos en proporcionar soluciones potenciales a situaciones emergentes de pandemia».

 

Fuente: NoCamels
Traducción: Consulado General H. de Israel en Guayaquil