El régimen de Irán arresta a 8 cristianos, enviándolos a celdas de aislamiento

Los arrestos de los ocho cristianos fueron reportados por primera vez el viernes por Article18, una organización que promueve la libertad religiosa y apoya a los cristianos reprimidos de Irán.

Gente asiste a un discurso público del presidente iraní, Hassan Rouhani, en la provincia de Hormozgan, Irán, 17 de febrero de 2019. (Foto: SITIO WEB OFICIAL DE KHAMENEI / ENTREGADA A TRAVÉS DE REUTERS)

Funcionarios de seguridad del ministerio de inteligencia de Irán allanaron los hogares de ocho iraníes que se convirtieron al cristianismo el 1 de julio en la ciudad sureña de Bushehr, llevándolos a celdas de aislamiento.

Los arrestos de los ocho cristianos fueron reportados por primera vez el viernes por Article18, una organización que promueve la libertad religiosa y apoya a los cristianos reprimidos de Irán.

Article 18 escribió que los agentes de inteligencia «allanaron las casas de los cristianos en una operación coordinada alrededor de las 9 am, confiscando Biblias, literatura cristiana, cruces de madera e imágenes con símbolos cristianos, junto con computadoras portátiles, teléfonos, todos los formatos de tarjetas de identificación, tarjetas bancarias y otros objetos personales.»

Alireza Nader, director ejecutivo de New Iran, una organización de investigación y defensa con sede en Washington, DC, dijo a The Jerusalem Post el viernes: «Los informes sugieren que el cristianismo está aumentando en Irán, junto con otras religiones no islámicas. Esta es una amenaza para la República Islámica, un régimen basado en una visión estrecha y totalitaria del Islam. A medida que el régimen se enfrenta a más disturbios internos, más va a acabar con las minorías religiosas que considera que amenazan su dominio de la religión».

El informe del Article 18 señaló que «los agentes también registraron las oficinas de trabajo de al menos dos cristianos y confiscaron los discos duros de las computadoras y las grabaciones de las cámaras de seguridad» y «se informó que los oficiales trataron a los cristianos con dureza, aunque había niños pequeños presentes durante los arrestos».

El sitio web de derechos humanos escribió que las autoridades del régimen iraní no han permitido que los abogados tengan acceso a los cristianos arrestados. Los cristianos se encuentran recluidos en un sitio del ministerio de inteligencia en la ciudad portuaria de Bushehr, en el Golfo Pérsico.

El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, dijo a fines de junio, luego de que Estados Unidos publicara su nuevo informe sobre la libertad religiosa que «en Irán, la represión del régimen contra los bahá’ís, los cristianos y otros siguen escandalizando la conciencia».

Los EE. UU. han designado a la República Islámica como «País Preocupante» desde 1999, porque su régimen viola la libertad religiosa según lo define la Ley de Libertad Religiosa Internacional de los EE.UU. (1998). Article 18 dice que los nombres de los cristianos iraníes que fueron encarcelados son: Sam Khosravi, de 36 años, y su esposa Maryam Falahi, de 35; el hermano de Sam, Sasan, de 35 años, y su esposa Marjan Falahi, de 33 años; la madre de Sam y Sasan, Khatoon Fatolahzadeh, de 61 años; Pooriya Peyma, de 27 años, y su esposa Fatemeh Talebi, de 27; y Habib Heydari, 38. »

Según el Article 18, «Khatoon Fatolahzadeh, cuyo arresto se produjo después de que seis autos que llevaban a oficiales de seguridad aparecieron afuera de su casa, fue liberada el mismo día debido a su edad».

El informe de libertad religiosa del Departamento de Estado dijo que el régimen clerical de Irán «continuó acosando, interrogando y arrestando a los bahá’ís, cristianos (particularmente los conversos), musulmanes sunitas y otras minorías religiosas, y regulaba las prácticas religiosas cristianas estrechamente para hacer cumplir una prohibición de proselitismo.”

Peter Kohanloo, el presidente de la organización de mayoría estadounidense iraní con sede en los Estados Unidos, dijo al Post: «Los recientes arrestos de cristianos conversos del régimen iraní demuestran una vez más que no hay verdadera libertad de religión en el país. Si a Europa le importa su patrimonio cristiano, entonces debería tomar seriamente los esfuerzos de los Estados Unidos para aislar al régimen en lugar de socavar nuestra campaña de sanciones económicas».

 

Fuente: The Jerusalem Post
Traducción: Consulado General H. de Israel en Guayaquil