32 geniales actividades de verano para hacer con niños en Israel

El país está lleno de atracciones naturales y complejos para entretener a los más pequeños. No hace falta exponerlos todo el tiempo al sol cuando hay cuevas subterráneas y museos.

Niños recogen productos para el banco nacional de alimentos Leket de Israel. Foto cortesía de Leket Israel

Hace varios años ISRAEL21c en Español publicó por primera vez la guía definitiva de actividades de verano con niños y descubrió que es uno de los artículos más populares para los visitantes que planean un itinerario de verano con niños.

Ahora que los turistas están de regreso en Israel después de perderse dos veranos debido a la pandemia de COVID-19, la lista está actualizada para ayudar al lector a mantener entretenidos a los niños de todas las edades durante su estadía en el país.

Esta lista de 32 actividades de verano está actualizada a junio de 2022. Y es solo el comienzo.

¡A disfrutar!

Playas (obvio)

Niños juegan en una playa de Tel Aviv. Foto por Anna Wachspress

La playa es el gran lugar de recreo de verano y, con 273 kilómetros  de hermosa costa en Israel, es imperdible. En verano, el Mediterráneo tiene una temperatura media de 30 C°, por lo que es como meterse en un baño tibio.

Tramos especialmente aptos para niños: Shavei Tzion, cerca de Nahariya, con su piscina natural de agua de mar; Achziv en el norte, repleto de lagunas para chapotear; Dor (Tantura) en el Carmel, con rompientes de olas naturales; la playa de Beit Yannai, cerca de Cesárea, con áreas de anidación de tortugas restringidas y para practicar kitesurf; Palmajim cerca de Rishon LeZion con arena perfecta para hacer castillos; Tel Baruj en Tel Aviv, donde sobra estacionamiento y cafés para toda la familia; y la siempre popular de Acadia en Herzliya.

54 playas israelíes están certificadas con bandera azul, una designación otorgada por la excelencia en educación e información, calidad del agua, seguridad y gestión y servicios ambientales.

Surfear

Los niños participan en clases de surf en la playa de Carmel en Haifa. Foto: Anat Hermony/FLASH90

¡Qué mejor que llevar a los niños a practicar deportes acuáticos! Las extensas costas de Israel permiten que los deportes acuáticos se puedan disfrutar en gran parte del país, y seguro que hay algo que se adapte a cada gusto particular.

Recomendacionessurfear en Tel Aviv o SUP en Reef Surfing & Diving Club en Herzliya. Los niños serán muy felices.

Interactuar con animals

Un cocodrilo en el Zoológico Bíblico de Jerusalén. Foto por Uriel Nuri

El Jardín Zoológico de la Familia Tisch de Jerusalén, conocido popularmente como el Zoológico Bíblico, alberga la colección más grande del mundo de animales mencionados en la Biblia así como miles de otras especies en sus hábitats. Los niños pueden viajar en tren allí y disfrutar de un área de juegos con temas de animales y un zoológico interactivo.

El Safari Ramat Gan combina la experiencia del safari y del zoo. Es posible conducir el automóvil (o tomar un autobús del lugar) y pasar a través de las exhibiciones al aire libre para luego ingresar al zoológico para ver más de cerca la variedad más grande de amigos peludos y emplumados de Oriente Medio.

En Gan Guru en Nir David (paraderas del Gilboa) se puede alimentar canguros y aves exóticas con la mano. En el parque Afrikef Monkey en Kfar Daniel cerca de Modi’in los niños pueden observar a los monos y también disfrutar de un zoológico interactivo y otras actividades.

Foto cortesía de Gan Garoo

Las familias pueden recorrer Ya’ar HaAyalim, el bosque de ciervos en los Altos del Golán, con un guía en un vehículo eléctrico y disfrutar de paseos en pony, tirolesa, juegos de interior, coches a pedal y un zoológico interactivo. Incluso es posible acampar allí durante la noche.

También hay zoológicos en Haifa, Rishon LeZion y Beersheva.

Patios de recreo y parques locales

Foto cortesía de Park Ra’anana

Un parque infantil bien equipado siempre es genial para los niños, y aquellos con atracciones acuáticas son especialmente bienvenidos cuando hace mucho calor.
Los pequeños de Israel tienden a quedarse despiertos hasta tarde, así que vale la pena acercarse al parque local cuando se pone el sol para ayudarlos a gastar algo de energía antes de acostarse.

Uno de los parques municipales más hermosos de Israel es el Parque Ra’anana, una extensión de 81 hectáreas que ofrece áreas de juegos accesibles para niños, un lago navegable, instalaciones deportivas, cafetería, un pequeño zoo, anfiteatro, observatorio y senderos para caminatas.

El gran parque Ganei Yehoshua de Tel Aviv es el sueño de un niño ya que incluye áreas infantiles, jardines, lago con botes, paseos en tren, zonas de picnic, senderos para correr y andar en bicicleta, muros para escalar, canchas de fútbol y baloncesto, el topiario Zapari y el parque acuático Meymadion (ver artículo #6), entre otras atracciones.

Si la base es Jerusalén (en un día caluroso), a los niños les encantará entrar y salir de los enormes chorros de agua en el Teddy Park frente a las murallas de la Ciudad Vieja. Por la noche, estas fuentes brillan con 1.800 luces y música grabada.

El parque Anava en Modi’in tiene un centro de aventuras, parque acuático, estanque de patos, lago para navegar, cafetería, áreas de picnic, senderos para bicicletas, tirolesa y trampolín, y conciertos nocturnos durante el verano.

El parque Herzliya es famoso por sus toboganes. Ubicado en diagonal frente a un centro comercial, es accesible de última generación y cuenta con puentes, toboganes, tren, café, biblioteca, senderos para caminar y andar en bicicleta, y otras actividades.

Hacia el sur, en Beersheva, hay un nuevo parque infantil adyacente a Lunada (el Museo de los Niños) y cuenta con un lago, una isla pirata, un faro, una cascada, puentes y canales de agua.

Parques de atracciones

Foto cortesía de Magic Kass

No son Disneyworld  pero los parques de atracciones de Israel garantizan horas de diversión para niños de todas las edades.

Magic Kass en Ma’aleh Adumim, al este de Jerusalén, es el parque de atracciones cubierto más grande de Israel. La atracción principal es una montaña rusa de 20 metros de altura con vistas al Mar Muerto. Allí hay muchas atracciones como autos chocadores, carrusel musical, parques infantiles, sala de videojuegos, gymboree, un área de simulación espacial, complejos de actuación y mucho más.

El Luna Park en Tel Aviv, frente a Ganei Yehoshua (ver #3) tiene una rueda de la fortuna, autos chocadores y atracciones como el carrusel de los cisnes, el Tren Fantasma, Barco Pirata y Top Spin. La pista iSkate (ver #17) está dentro del parque.

Superland en Rishon LeZion tiene dos ruedas de la fortuna, una línea de tubos Congo, un paseo en taza de té, carruseles, paseos en bote y una variedad de montañas rusas (algunas que atraviesan el agua).

El Shvil Hatapuzim cerca de Hadera es un cruce entre un parque natural y un parque de diversiones. Las atracciones incluyen vehículos que funcionan con baterías que los niños pueden conducir a través del huerto de naranjos; cursos de escalada y cuerdas para diversas edades y habilidades; un túnel enredado; mini golf; mini montañas rusas; casas del árbol; kayaks y botes a pedal; una carrera de obstáculos; tirolesa; piscina para chapotear; taller de carpintería; y un mini túnel de lavado de autos.

Kiftzuba en el kibutz Tzuba, cerca de Jerusalén, es recomendable para los niños más pequeños. Tiene una variedad de carruseles, trenes, un barco pirata, autos chocadores, área de juegos, zona de picnic y muchas atracciones para niños mayores también.

Parques acuáticos

Foto cortesía del parque acuático Yamit 2000 de Holón

Darse un buen chapuzón en uno de los parques acuáticos repartidos por todo el país es algo ideal para disfrutar de la verdadera diversión del verano. Si bien no son baratos, los parques acuáticos son algo especial apto para todas las edades, lo que los convierte en un fabuloso destino familiar.

Aquellos que se alojen en Tel Aviv pueden acudir al Meymadion en el norte de la ciudad (abierto los sábados la mayor parte del año y todos los días en julio y agosto) o conducir un poco hacia el sur hasta Holón para echa un vistazo al parque acuático Yamit 2000.

Otros favoritos son el parque Shefayim un poco más al norte (página web solo en hebreo) y el parque acuático Gai Beach en Tiberíades a orillas del lago Kineret (Mar de Galilea).

Bote a pedal

Foto cortesía de Parque Timna

¡A ponerse un chaleco salvavidas, subirse a bordo y a pedalear en un bote alquilado para cuatro o cinco pasajeros a lo largo de relajantes lagos naturales o artificiales!

Parque Yarkon en Tel Aviv (también hay botes de remos y lanchas a motor)

Parque Timna al norte de Eilat

Parque Peres en Holón junto al Museo de los Niños y el Jardín de la Música

Parque Anava en Modi’in

Shvil Hatapuzim cerca de Hadera

Rafting y kayak en aguas bravas

Rafting en el río Jordán. Foto: Shutterstock

Jordan River Rafting en la Alta Galilea es el sitio para practicar rafting y kayak en el histórico río Jordán. La ruta es relativamente corta pero hay más diversión en el sitio, con una enorme tirolesa, paintball, arco y flecha, viajes en jeep, caminatas guiadas y un restaurante kosher.

El cercano Kfar Blum Kayaks ofrece una variedad de rutas en los arroyos Hatzbani y Banias que conducen al Jordán (es para mayores de 5 años). Se recomienda elegir una balsa para seis personas, un kayak para dos o la opción de kayak y tirolesa.
El parque de aventuras Top Rope y un campamento nocturno se suman a las atracciones del sitio.

En la costa mediterránea en Sdot Yam, cerca de Cesárea, la familia puede practicar kayak en aguas bravas gracias a Optimist. Esta compañía también ofrece kayaks diseñados para la recreación familiar.

Conocer a las tortugas marinas

Los niños de cinco años en adelante pueden aprender todo sobre las tortugas marinas marrones y verdes, y los peligros que enfrentan y cómo protegerlas, en el Centro de Rescate de Tortugas Marinas de Israel en Mikhmoret.

Un recorrido por el sitio y su hospital se puede combinar con la belleza de la cercana playa Beit Yanai o el arroyo Alexander.

 Hacer clic en el link para ver el video: https://youtu.be/k0DIbIG7DBw

En las noches de verano en el Parque Nacional Achziv cerca de Rosh Hanikra, las tortugas marinas suben a la playa para desovar y las más tempranas empiezan a salir del cascarón. Los niños pueden hallar anémonas de mar, erizos, cangrejos y hasta pequeños pulpos entre las rocas de esa playa. También hay un parque infantil y una cafetería.

Flotar en los parques nacionales de Israel

Los parques nacionales de Israel no son sólo para caminatas intensas y sudorosas: muchos de ellos tienen increíbles fuentes de agua para flotar.

La primera elección es el Parque Nacional Gan Hashlosha en el valle de Beit She’an , que es básicamente un conjunto de piscinas naturales rodeadas de amplias zonas de césped. Y aunque está bastante lleno en verano, es imperdible.

Otra gran atracción llena de agua (y, desafortunadamente, llena de gente) es la Reserva Natural Ein Gedi cerca del Mar Muerto.

Los visitantes pueden elegir entre una variedad de recorridos para todos los niveles, aunque en pleno verano se recomienda optar por a las más fáciles y acuáticas.

Lluvia de meteoros

Cada agosto, las familias se dirigen a Mitzpé Ramon en el desierto de Néguev, uno de los mejores lugares para observar el cielo nocturno para ver las espectaculares Perseidas (lluvia de meteoros).

Esto ocurre cuando la Tierra se cruza en el camino del cometa Swift-Tuttle, provocando que enormes nubes de hielo y partículas de polvo se desprendan del cuerpo astral y se quemen al entrar en la atmósfera de la Tierra.

Las Perseidas ocurren todos los años entre el 17 de julio y el 24 de agosto. En 2022, se espera que la lluvia de meteoritos alcance su punto máximo entre el 12 y 13 de agosto.

El pueblo de Mitzpé Ramon apaga todas sus luces para realzar el efecto visual y ofrece una variedad de eventos organizados. Se puede llevar a los niños y algunos colchones de aire, y acampar para ver el espectáculo del cielo.

Para un recorrido astronómico en inglés, comunicarse con Ira Machefsky.

Bucear bajo el mar

Un buzo alimenta a los peces en el Observatorio Submarino en Eilat. Foto: Shutterstock

En el Mar Rojo hay un mundo asombroso de peces.

En la ciudad turística de Eilat, en el sur de Israel, los visitantes de todas las edades pueden observar los coloridos peces y corales a través de las enormes ventanas del Observatorio Submarino del Parque Marino Coral World.

El sitio también tiene un estanque de tiburones donde es posible ver cómo el personal alimenta e interactúa con los tiburones.

Otros lugares para observar el mundo submarino en Eilat son la Reserva Natural de Coral Beach, que ofrece piscinas de vadeo, un puente de observación y la opción de practicar esnórquel y buceo.

Los recorridos en bote con fondo transparente están disponibles en Coral World y en la Marina de Eilat, donde salen tres veces al día para un recorrido de dos horas.

Los niños de ocho años en adelante pueden tomar lecciones de buceo o esnórquel en Nautilus Red Sea o Snuba Eilat.

 

Hacer clic en el link para ver el video: https://youtu.be/EDzpKfi1094

El buceo para mayores de 12 años está disponible en Aqua-Sport y en Shulamit’s Eilat Diving Adventures.

Nadar con delfines

¡Qué mejor que hacer realidad los sueños de la infancia y viajar al sur de Israel para nadar con el mamífero marino favorito de todos!

En Dolphin Reef en Eilat, los visitantes pueden elegir entre observar a los delfines desde el muelle o bucear junto a ellos. Se aplican límites de edad y salud para cada una de las diferentes actividades, así que lo mejor es elegir la opción que mejor se adapte la familia.

Grutas en Rosh Hanikra

 Grutas en Rosh Hanikra. Foto: Aaron Ovadia en Unsplash

Situadas en el extremo noroeste de Israel, las cuevas marinas de Rosh Hanikra merecen la pena ser visitadas.

Los turistas toman un corto viaje en teleférico hasta el nivel del mar, donde pueden caminar alrededor de las impresionantes grutas y aprender todo sobre su fascinante historia. Los valientes también pueden alquilar kayaks cerca y explorar el sitio desde un punto de vista más acuático, pero esto probablemente es mejor para familias con niños un poco mayores.

Explorar los túneles de Israel

Combatir el calor en los túneles junto al Muro Occidental, ubicado debajo de los edificios de la Ciudad Vieja de Jerusalén, es una gran opción. Foto: Shutterstock

Cuando el clima es sofocante, no hay mejor forma de mantenerse fresco que ir bajo tierra a los fascinantes túneles de Israel.

Una visita guiada a los Túneles del Muro Occidental en Jerusalén (disponible en varios idiomas) permite a los visitantes de cinco años en adelante explorar segmentos ocultos del muro de contención del Monte del Templo, el vestigio más significativo del Segundo Templo destruido hace aproximadamente 2.000 años.

El espacio subterráneo incluye modelos interactivos del Templo y hallazgos arqueológicos como grandes arcos de piedra, pozos de agua y un antiguo acueducto. Este año, hay una nueva gira llamada Great Bridge Roof.

 Hacer clic en el link para ver el video: https://youtu.be/k8verO3XFAI

Muy cerca, en el sitio patrimonial de la Ciudad de David, se encuentra el túnel de Ezequías, de 2.700 años de antigüedad con un canal artificial de agua de 533 metros redescubierto en tiempos modernos.

Se puede elegir entre dos rutas subterráneas: una seca y otra en el agua hasta la rodilla. Los niños de cinco años en adelante pueden unirse pero el recorrido húmedo es para niños que cumplan con un requisito de altura mínima.

Hacer clic en el link para ver el video: https://youtu.be/jE9zzi_gZ04

Se sugiere tomar una linterna, vestir traje de baño y calzar zapatos para el agua y visitar el sitio arqueológico Mey Kedem en Alona Park cerca de Cesárea, abierto de mayo a agosto. La visita comienza con una película corta sobre el sistema de canales de agua romano (disponible en inglés), seguida de una visita guiada por el túnel de 280 metros que formaba parte de un sistema de agua durante los períodos romano y bizantino.

El agua puede llegar a los 70 centímetros, por lo que no es para niños muy pequeños.

El Túnel de los Templarios en San Juan de Acre (Akko) es un sitio de 150 metros de largo de una fortaleza junto al mar construida por los Templarios, una orden monástica cristiana de los siglos XII-XIII.

Descubierto en 1994, el túnel sirvió una vez como un pasaje estratégico desde el palacio hasta el puerto. Se puede combinar la caminata por allí con una visita al baño turco del siglo XVIII.

Es recomendado para mayores de tres años (niños menores de cinco años entran gratis).

Estalactitas y estalagmitas

Cueva en Beit Guvrin. Foto: Oz Avni/ Wikimedia Commons

Explorar las famosas cuevas de Israel es otra gran opción para escapar del abrasador sol de verano. Ubicadas en todo el país, las cavernas accesibles y amigables para los visitantes ofrecen un respiro fresco y una oportunidad divertida de aprender más sobre la naturaleza, geología e historia.

La mejor elección para un día divertido en familia es el Parque Nacional Beit Guvrin cerca de Jerusalén donde los visitantes pueden pasar fácilmente unas cuantas horas deambulando bajo tierra, aprendiendo sobre antiguas ruinas de vino y prensas de aceitunas y pasando un buen rato.

Remar en la piscina de los arcos en Ramla

Un paseo en barca le mostrará los encantos de la reserva subterránea de Ramla. Foto de Bible Walks.com

¿Es posible aprender un poco de historia sin sudar? La Piscina de los Arcos es la atracción ideal.

Ubicado en la ciudad central de Ramla, el depósito de agua subterránea fue construido en el siglo VIII por el gobernante musulmán abasí, el califa Harun al Rashid. Originalmente utilizada para proporcionar agua a los residentes de la ciudad, hoy en día los visitantes pueden cruzar la cisterna fresca y oscura en un bote de remos.

Y este verano hay una novedad: una instalación de vídeo y sonido de Dor Zlekha Levy con música litúrgica cantada simultáneamente en hebreo y árabe, escuchada a través de ocho amplificadores colgados del techo de la piscina.

Patinar sobre hielo

Foto cortesía de Ice Mall de Eilat

¿Patinaje sobre hielo en verano en Israel? Suena imposible pero es una excelente manera de aliviar el calor. En general, las pistas tienen un límite de edad mínimo de seis años.

En Tel Aviv, iSkate ofrece 500 metros cuadrados de hielo real en una estructura techada con aire acondicionado en la esquina noreste de Luna Park (ver #5) . Se incluyen protectores de patines, rodillas y manos. Hay instructores profesionales disponibles.

Al sur de Tel Aviv, en Holón, está la pista IcePeaks.

En el norte, los niños pueden patinar en el Canada Centre en Metula; y en el sur en el enorme Ice Mall en Eilat, irónicamente, una de las ciudades más calientes de Israel.

Escalar paredes

Si la idea es mantener a los niños activos y frescos, se recomienda probar uno de los muchos centros de escalada bajo techo de Israel:

El complejo uClimb cerca de la estación de tren de Rehovot, está a cargo de los hermanos Micha y Ram. Esta gran instalación ofrece clases para niños y escalada para niños con necesidades especiales. Información: info@uclimb.co.il o llamar al +972-8936-3455.

VKing tiene ubicaciones en Tel Aviv. Reservar en +972-3635-3600 o vking.tlv@gmail.com y Ra’anana: +972-9977-4597 o vkingraanana@gmail.com.

El centro de escalada Bloc en Jerusalén

Gimnasio de escalada en Netanya

iClimb Boulderland tiene instalaciones en Tel Aviv (Parque Yarkon), Jerusalén (Estadio Teddy), Rishon LeZion, kibutz HaOgen, Haifa y Kfar Saba, para mayores de seis años.

Algunas de estas ubicaciones también tienen Funtopia, dirigida a niños de hasta cuatro años. Para más información, comunicarse con Boulderland.il@gmail.com.

Saltar y rebotar

Otra opción divertida para un día al aire libre es hacer muchos saltos hacia arriba y hacia abajo en enormes trampolines.

Una excelente opción es probar una de las muchas ubicaciones de iJump en todo el país.

Simplemente hay que ponerse calcetines especiales y saltar, Sí, los padres también.

No solo es saltar arriba y abajo en un trampolín durante una hora de diversión masiva, sino que también es un buen ejercicio para casi todas las edades.

Una ventaja adicional: los niños estarán tan agotados que la noche será realmente un momento para los adultos.

Visitar un museo

Niños aprenden sobre mosaicos antiguos en el Ala Juvenil del Museo de Israel. Foto cortesía del Museo de Israel

Es el momento de hacer que las células cerebrales de los pequeños también se muevan y nada mejor para ello que un museo. Se dice que Israel tiene la tasa más alta de museos per cápita en el mundo, lo que significa que hay muchos para visitar en todo el país.

Las actividades en el Ala Juvenil del Museo de Israel en Jerusalén incluyen “Selfie en el Museo de Israel”, una ruta de fotografía en el Jardín de Arte; un recorrido familiar por el mapa del museo con un juego y una búsqueda en el Santuario del Libro; el Jardín del Arte y las salas de exposiciones; talleres de arte y reciclaje; y una película animada llamada “Viaje en el tiempo” que cuenta la historia de los Rollos del Mar Muerto.

El Museo de los Niños Israelíes en Holón es donde los más menudos (y sus padres) pueden aprender sobre diversos temas, como sobrellevar la timidez y lidiar con el cambio de edad a través de exhibiciones y actividades maravillosas e interactivas. También cuenta con muestras especiales para niños mayores que les presentan a los jovencitos cómo se siente ser sordo, ciego o viejo.

El Museo de Niños Lunada en Beersheva está dirigido a niños de uno a 12 años y les brinda una experiencia práctica de cultura, arte, sistema solar, comunicación, dinero y comida.

Entre otros museos israelíes de interés para los niños están el Museo Bíblico de Historia Natural en Beit Shemesh; el Museo de la Torre de David en Jerusalén; y el Museo Nahum Gutman en Tel Aviv, donde pueden descubrir su artista interior.

Algo de estimulación científica

Foto cortesía del Museo de Ciencias Bloomfield, Jerusalén

Israel es una potencia en el campo de la ciencia, por lo que tiene sentido que el país también cuente con increíbles museos de ciencia prácticos para los más jóvenes:

Museo de Ciencias Bloomfield en Jerusalén

MadaTech: Museo Nacional de Ciencia, Tecnología y Espacio en Haifa

Parque Científico Carasso en Beersheva

Museo de Ciencias Interactivo Technoda y Parque de las Ciencias en Hadera

El Jardín de Ciencia Clore en el Instituto Weizmann de Ciencias en Rehovot

Observación de estrellas

Un planetario es un gran lugar para aprender todo sobre los cielos desde la comodidad de un espacio con aire acondicionado. Y en las noches frescas, es posible observar el cielo al aire libre.

El planetario en el Museo Eretz Israel en Tel Aviv ofrece una variedad de espectáculos para niños donde los pequeños pueden aprender todo sobre estrellas, planetas y astronautas. Se sugiere combinar la visita al planetario con un recorrido general por el museo y pasar un gran día.

Puerto de Tel Aviv

El carrusel en el puerto de Tel Aviv. Foto: Anna Wachspress

El puerto de Tel Aviv es uno de los principales centros de entretenimiento continuo de la ciudad para todas las edades. Hay un carrusel, áreas de juegos y un arenero, así como el mini parque de diversiones y área de juegos Yerid Hamizrach para niños pequeños y preadolescentes.

El sitio tiene modernas tiendas de juguetes y ropa para niños, y cafés. Y está junto a la playa, lo que lo convierte en un lugar divertido y fascinante para observar las olas o saltar sobre ellas. Se recomienda llevar juguetes para la arena o comprar algunos allí.

Tomar ricos helados

Sí, uno para mí también, por favor. Foto: Anna Wachspress

En Israel es posible encontrar heladerías y vendedores de helados de alta calidad. Los niños pueden encontrar sus favoritos habituales pero los más aventureros querrán probar las especialidades locales como Bamba y sandía. No vale ser tímido a la hora de pedir un gusto. Y si se quiere evitar el azúcar, la mayoría de las tiendas también ofrecen batidos de frutas. Algunas de las mejores cadenas son: Golda, Vaniglia, Buza, Katsefet.

Talleres de chocolate y dulces

Foto cortesía de Shulman Chocolate Museum

Hacer dulces es divertido para toda la familia en cualquier época del año, y especialmente en los días de calor intenso cuando se busca una actividad en el interior con aire acondicionado que no involucre centros comerciales o películas.

Hay deliciosas experiencias esperando en varios lugares (la mayoría tiene certificación kosher):

Fábrica de chocolates De Karina en los Altos del Golán

Granja de chocolate Galita en el kibutz Degania Bet cerca del mar de Galilea +972-4675-5608 y en el kibutz Tzuba en las afueras de Jerusalén +972-2534-7650.

Sarina Chocolate en el moshav Ein Vered cerca de Netanya, tiene un centro de visitantes con un invernadero que cultiva árboles de cacao. Informes: sarina@sarina-chocolate.co.il o +972-77525-5370.

Museo del Chocolate Shulman en el kibutz Dafna en la Alta Galilea es un museo único sobre la fabricación de chocolate (todas las exhibiciones y videos tienen traducción al inglés). Se pueden organizar talleres en inglés para grupos de 15 o más: shulmanchocolate@gmail.com o +972-54590-2198.

ToMo Candy en Ra’anana ofrece talleres de elaboración de dulces para niños de seis años en adelante.

Espectáculos de luz y sonido

Espectáculo de luz y sonido “She’an Nights” en el Parque Nacional Beit She’an

Hay magníficos espectáculos de luz y sonido que ofrecen una perspectiva completamente nueva de los destinos turísticos israelíes favoritos y son una forma fabulosa de pasar una velada familiar.

Entre los favoritos hay espectáculos nocturnos, “La Noche Espectacular” y “Rey David”, en la Torre de David en Jerusalén; “Noches de She’an” en el Parque Nacional Bet She’an; y “Masada del anochecer al amanecer” en el Parque Nacional de Masada.

Y por extraño que parezca, hay que vestirse con abrigo porque incluso en el calor del verano, las noches israelíes pueden ser bastante frías.

Ser voluntarios

Una familia empaca alimentos para los necesitados en Pantry Packers en Jerusalén. Foto cortesía de Colel Jabad

Una buena idea es añadir un valor agregado a las vacaciones haciendo el bien.

Las excelentes opciones para las familias incluyen empaquetar alimentos para familias necesitadas en Pantry Packers en Jerusalén (de cuatro años en adelante); recolectar vegetales y frutas para los necesitados en las granjas de Leket Israel o clasificar y empacar en el Centro Logístico Ra’anana.

Observar los pájaros

Foto cortesía del Eilat Birding Center

En el verano, se recomienda la observación de aves urbanas y las demostraciones de anillamiento de aves en el Observatorio de Aves de Jerusalén cerca de la Knesset, que está abierto las 24 horas del día, toda la semana y ofrece actividades para niños; el Centro de Observación de Aves de Eilat; el Centro de Observación de Aves del Valle del Jordán; o El Centro de Observación de Aves de Ramat HaNéguev

Dormir como un beduino

Alojamiento de estilo beduino. Foto cortesía de Desert Shade

Los hoteles pueden ser un poco aburridos para los niños, así que una buena opción es brindarles una experiencia única en Israel por una o dos noches: acampar al estilo beduino. El nivel de alojamiento varía desde una carpa rudimentaria hasta el glamping de lujo.

Algunas opciones incluyen Galilee Bedouin Camplodge en la Baja Galilea; Desert Days Village Resort o Desert Inn en el kibutz Lotan en el valle de Aravá; Silent Arrow o Desert Shade en Mitzpé Ramon; Kfar Hanokdim cerca de Arad; y Shayarot cerca de Sde Boker en el Néguev.

Desenterrar el pasado

¿A qué niño no le encanta cavar en la tierra? Si bien debe tener al menos 16 años para participar en la mayoría de las excavaciones arqueológicas en Israel, Dig for a Day en el Parque Nacional Beit Guvrin está dirigido a familias, y debido a que está bajo tierra, el sol de verano no es un problema. Esto no es ficción: se trata de una excavación real en busca de artefactos de la época de los macabeos.

Los niños más pequeños obtienen herramientas de plástico y los más grandes y los adultos usan herramientas de excavación reales bajo la supervisión de expertos.

Otra gran opción para los niños es el Proyecto de Tamizado de Jerusalén ofrecido por la Ciudad de David en el Parque Nacional Emek Tzurim. Allí se puede encontrar un verdadero tesoro enterrado entre los escombros del Monte del Templo.

Los niños pueden aprender de los arqueólogos y guías expertos sobre los descubrimientos ya realizados y descubrir acerca del glorioso pasado de Jerusalén.

Parque Nacional del Puerto de Cesárea

El Centro de visitantes en el puerto de Cesárea. Foto: Assaf Pinchuk/Autoridad de Parques y Naturaleza de Israel

En el Parque Nacional Cesárea, rico en arqueología, los niños pueden chapotear en los antiguos acueductos romanos y divertirse en la playa, y tener una divertida lección de historia experiencial en el espectáculo multimedia de viaje en el tiempo “Cesárea Experience” dentro de una fortaleza cruzada reconstruida.

Los aspectos más destacados incluyen un recorrido virtual de la ciudad tal como era en la época romana y “reuniones” personales con figuras de diferentes épocas, como el rey Herodes, Luis IX, Rabi Akiva, el barón Rothschild y Hannah Senesh. En el puerto hay eventos especiales para familias la mayoría de los fines de semana.​

 

Fuente: Israel 21C
https://es.israel21c.org/32-geniales-actividades-de-verano-para-hacer-con-ninos-en-israel/