El Ministro de Relaciones Exteriores, Gabi Ashkenazi, recorrió la frontera norte junto a embajadores de países miembros del Consejo de Seguridad de la ONU

En la mañana de hoy (martes 11 de agosto de 2020), el Ministro de Relaciones Exteriores, Gabi Ashkenazi, recorrió la frontera norte junto a 12 embajadores de países miembros del Consejo de Seguridad de la ONU, a quienes les brindó una guía informativa en materia de política y defensa, en el marco del debate programado para hoy en el Consejo de Seguridad, cuyo tema central será la resolución sobre la prórroga del mandato de la FPNUL (Fuerza Provisional de Naciones Unidas para el Líbano), cuestión que debe ser definida hasta fines del mes de agosto.

El Ministro de Relaciones Exteriores, Gabi Ashkenazi, junto a los diplomáticos que participaron del encuentro. Fotografía: Ministerio de Relaciones Exteriores

El Ministro de Relaciones Exteriores, Gabi Ashkenazi, expresó: “Se supone que la resolución 1701 habrá de crear una realidad que le impedirá a Hezbolá y a sus amos iraníes convertir al sur del Líbano en un sitio de terrorismo y el establecimiento de capacidades asesinas, evitando de ese modo la posibilidad de un nuevo enfrentamiento militar entre Israel y Hezbolá”.

En el marco de la recorrida, los embajadores recibieron una reseña informativa en materia de defensa a cargo del Comandante de la División de Galilea, General de Brigada Shlomi Binder.

Luego, el ministro Askenazi señaló: “Israel apoya un mandato que fortalezca la capacidad de la FPNUL para llevar a cabo sus misiones de manera eficaz. De lo contrario, este mandato sigue siendo una herramienta medio vacía. Lamentablemente, la realidad del sur del Líbano no se refleja en los informes del Secretario General de la ONU.

El ministro Ashkenazi habló con los embajadores sobre el  fortalecimiento de Hezbolá en el sur del Líbano y los intentos de la organización de desarrollar las capacidades de los misiles de precisión.

“Israel no puede permanecer indiferente ante los intentos de Hezbolá de socavar la soberanía israelí y atentar contra sus ciudadanos. Hezbolá opera en áreas urbanas pobladas y utiliza a los ciudadanos del Líbano como escudo humano como lo hemos visto todos en el lamentable incidente acaecido la semana pasada, en el que cientos de ciudadanos libaneses inocentes resultaron heridos.

Israel ha ofrecido ayuda humanitaria al gobierno libanés y nos estamos preparando para la transferencia de equipamiento y la atención de heridos en la medida que ello sea necesario.

La inestabilidad política en el Líbano, le permite a Hezbolá, tomar el control de todo el país. Política, militar y económicamente. Y todo ello por mandato de Irán. Irán ha tomado al Estado del Líbano como rehén, a través de Hezbolá.

El Ministro de Relaciones Exteriores le informó a los embajadores acerca de la propuesta de resolución estadounidense de extender el embargo de armas a Irán y dijo: “Israel apoya plenamente la extensión del embargo de armas a Irán. Se trata de una medida necesaria a la luz de la agresividad de Irán en el Medio Oriente y su apoyo al terrorismo, que pone en riesgo  la estabilidad regional. El armamento de Irán es un peligro para la estabilidad del Medio Oriente y todos debemos cooperar a fin de impedir dicha posibilidad. Frenar la agresión del régimen iraní, es un interés, no solo de Israel y de los países del Medio Oriente, sino que se trata de un interés  y deber moral de las naciones de todo el mundo. El debilitamiento de la presión sobre Irán es una receta para el fracaso, y dicha política no ha dado resultado en el pasado. Esperamos que los países miembros del Consejo de Seguridad apoyen la petición estadounidense de extender el embargo. Cualquier otra postura, implicará la intensificación de la agresión iraní y de sus representantes.”

De esta recorrida por la frontera norte, participaron embajadores y embajadores adjuntos de: Francia, Gran Bretaña, Rusia, China, Alemania, Irlanda, Kenia, Sudáfrica, Vietnam y República Dominicana.

 

Fuente: Comunicado del Portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores