Startup israelí desarrolla una bomba de sangre para ayudar a tratar la insuficiencia cardíaca

Startup israelí desarrolla una bomba de sangre para ayudar a tratar la insuficiencia cardíaca

Magenta Medical recauda fondos de inversores, incluida la empresa estadounidense de capital de riesgo New Enterprise Associates; el dinero avanzará el proceso hacia la aprobación de la FDA, según la firma

Imagen ilustrativa de un ataque cardíaco, insuficiencia cardíaca y reanimación (Chalabala; iStock de Getty Images)

Magenta Medical, un desarrollador israelí de una bomba de sangre en miniatura para ayudar a tratar la insuficiencia cardíaca, ha recaudado fondos de inversores liderados por la firma de capital de riesgo New Enterprise Associates (NEA), una firma de capital de riesgo con sede en Estados Unidos.

Los inversores existentes, incluidos Pitango Venture Capital, JVC Investment Partners y un grupo de inversores privados liderados por el profesor Jacques Seguin, también participaron en la ronda.

El financiamiento se utilizará para avanzar en el desarrollo de los dos productos de la compañía y respaldar a la startup hacia su primera aprobación de la FDA, dijo la compañía en un comunicado. La empresa no reveló la cantidad de fondos recaudados y se negó a proporcionar fotos de los productos.

«Magenta Medical está desarrollando una tecnología muy única y potencialmente revolucionaria que debería impulsar enormemente el campo del soporte circulatorio mecánico», dijo el Dr. Tak Cheung, director de NEA. Esta es la primera inversión en tecnología médica en Israel realizada por NEA.

David Israeli, director ejecutivo de la startup israelí Magenta Medical (Cortesía)

La insuficiencia cardíaca es una epidemia mundial de salud pública, una de las principales causas de hospitalización y muerte, y una carga importante para el sistema de salud, con más de un millón de ingresos a hospitales cada año solo en los EE.UU.

La tecnología de Magenta Medical tiene como objetivo mejorar los resultados de los pacientes ingresados ​​con insuficiencia cardíaca aguda, ya sea que sufran un shock cardiogénico – una emergencia médica resultante de un flujo sanguíneo inadecuado debido a una disfunción de los ventrículos del corazón – o una sobrecarga de volumen, cuando dentro de una de las cavidades del corazón existe un volumen muy grande de sangre.

La insuficiencia cardíaca aguda es una «familia de síndromes clínicos y presenta un desafío de tratamiento cada vez mayor para los cuidadores y los equipos clínicos», dijo el Dr. David Israel, director ejecutivo de Magenta Medical. «Creemos que nunca ha habido un momento más crítico para desarrollar tecnologías que brinden beneficios reales y sostenidos a los pacientes que sufren de insuficiencia cardíaca».

Uno de los dos productos de Magenta se ocupa de los riñones, ya que los riñones y el corazón están fisiológicamente vinculados. Cuando un paciente tiene insuficiencia cardíaca aguda con edema y sobrecarga de volumen, se desarrolla un desequilibrio de sal y líquidos. Los riñones, por lo tanto, juegan un papel vital en la corrección de este desequilibrio. El Sistema de Descongestión Venosa Renal Trans-Catéter desarrollado por la empresa se inserta en las venas renales, las que drenan los riñones, y ayuda mecánicamente a reducir la acumulación en los riñones al eliminar el exceso de líquidos y sodio. El dispositivo ha sido probado con éxito en un estudio de viabilidad humana y la compañía está trabajando en un dispositivo de próxima generación.

El segundo producto de la empresa ayuda a aumentar la salida de sangre del corazón cuando el ventrículo izquierdo, o la cámara principal, del corazón no puede enviar sangre y oxígeno a los órganos vitales de manera efectiva. El dispositivo de Magenta, el Dispositivo de Asistencia Ventricular Izquierda (pLVAD por sus siglas en inglés), es una bomba arterial miniaturizada montada en un catéter que mueve la sangre desde el ventrículo izquierdo hacia la aorta, quitando la presión del corazón enfermo y permitiendo que descanse. La bomba también proporciona el flujo de avance necesario para hacer circular la sangre alrededor del cuerpo hasta que se produzca la recuperación.

Magenta Medical es la «primera inversión en tecnología médica de NEA en Israel, ya que representa para nosotros el papel fundamental que desempeñan las empresas israelíes en la innovación global de las ciencias de la vida», dijo el Dr. Josh Makower, socio general y jefe de inversiones de MedTech en NEA.

Magenta Medical fue creada por los empresarios Prof. Ehud Schwammenthal y Yosi Tuval, quienes anteriormente fundaron Ventor Technologies, una compañía de dispositivos médicos que fue adquirida por Medtronic por $ 325 millones en 2009.

NEA invierte en empresas de tecnología y atención médica en todas las etapas del ciclo de vida de una empresa, desde la etapa inicial hasta la salida a bolsa.

 

Fuente: The Times of Israel
Traducción: Consulado General H. de Israel en Guayaquil